La edición de este año del GP de Brasil será especial por muchos motivos. El primero y principal porque, como ocurrió en 2008, el título se jugará a una sola carta entre Sebastian Vettel y Fernando Alonso como todos ya sabéis. Pero es que además, también será especial porque dos grandes mitos de la Fórmula 1 se despiden, aunque de diferente forma.

Por un lado, Lewis Hamilton disputará este domingo la que será su última carrera con el equipo McLaren, en el que nació y creció deportivamente desde su más tierna infancia. Por otro lado, Michael Schumacher, que dirá adiós por segunda y esperemos que definitiva vez a la alta competición.

Aun así, y tras tres aciagos años en Mercedes, plagados de desdichas y fracasos deportivos, el Kaiser ha decidido usar su casco para transmitir un mensaje de agradecimiento a la que ha sido su casa estas tres temporadas y a todos sus fans: «Life is about passions; thanks for sharing mine» . Algo así como «La vida está hecha de pasiones, gracias por compartir la mía».


Fuente: Libertad Digital