La Fórmula 1 recordó a María de Villota pese a la oposición de la FOM


Pese a la enorme cerrazón de la Formula One Management (FOM) de Bernie Ecclestone y el absurdo y más vil mercantilismo que rodea al Gran Circo, muy reacio a este tipo de homenajes públicos, finalmente la presión de los pilotos de Fórmula 1 tuvo sus frutos y María de Villota fue recordada al inicio del GP de Japón.

Emotivo pero frío minuto de silencio en recuerdo a María de Villota
Emotivo pero frío minuto de silencio en recuerdo a María de Villota

Tras un tenso tira y afloja con la organización, los pilotos lograron su propósito y se pudo guardar un minuto de silencio en memoria de la tristemente desaparecida María, justo antes del Driver’s Parade previo a la carrera.

Sin embargo, amparados en lo estricto del horario y las retransmisiones televisivas, la empresa gestora de los derechos de la Fórmula 1 no permitió que ese emotivo minuto de silencio se pudiese llevar a cabo en la pista, como María hubiese desado y sin duda, merecía. Un feo gesto que demuestra la escasez de sensibilidad que rodea a este mundillo, especialmente en lo que concierne a sus directivos.

Así pues, los 22 pilotos de las 11 escuderías más algunos directores de equipo como Gerard Lopez o Monisha Kaltenborn se reunieron en una pequeña sala del circuito de Suzuka, contigua a la pista.

Allí junto al presidente de la FIA, el francés Jean Todt y al presidente de la Asociación de Pilotos de Grand Prix (GPDA), el español Pedro Martínez de la Rosa, la española María de Villota recibió su merecido tributo. Un merecido pero frío y desangelado tributo.

Por su parte, algunos de los pilotos portaron en sus cascos o en los espejos retrovisores de sus monoplazas la ya inolvidable estrella, que simbolizaba a la brava piloto madrileña. Entre ellos Fernando Alonso, Felipe Massa, Sergio Pérez o los dos Lotus.

Sergio Pérez llevó la estrella de María de Villota en su casco
Sergio Pérez llevó la estrella de María de Villota en su casco

Por último, en referencia al fallecimiento de María, los primeros datos procedentes de la autopsia, revelaron que la muerte se debió exclusivamente a causas naturales. En concreto, todo apunta a un derrame cerebral, derivado de las secuelas del infausto accidente del año pasado. De hecho, no se descarta en absoluto que ese derrame pudiese estar producido por un aneurisma derivado del traumatismo del siniestro de Duxford.

Si a eso le unimos la cantidad de veces que María tuvo que pasar por quirófano para restañar las graves heridas sufridas, entre ellas la que tuvo que soportar a vida o muerte para reducir la fractura de cráneo que sufrió tras el impacto, todo ello ha podido ser el detonante de la dolencia que finalmente acabó con su vida.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s