El descuento medio por coche alcanza un récord histórico en febrero


concesionario-plan-pive

Un informe de la consultora MSI para Faconauto, la Patronal de los Concesionarios, ha desvelado que durante el pasado mes de febrero la promoción media de los coches vendidos en los concesionarios llegó a los 4.133 euros por coche. Esta cifra supone en términos porcentuales un 37,8 % más que en el mismo mes del ejercicio anterior y establece un nuevo récord en la historia reciente en lo que a ventas de coches se refiere.

De esta manera, el precio medio efectivo -es decir, lo que paga el cliente en última instancia- fue de 18.734 euros. Una cifra que supone una bajada de un 8,4 % con respecto al mes de febrero de 2012. Asimismo, el precio de venta al público (PVP) fue de 22.867 euros de media, lo que supone un descenso del 4 %.

Por su parte, el esfuerzo promocional total en los puntos de venta alcanzó otra cifra récord, al romper la barrera de los 170 millones de euros en febrero (171 millones, para ser exactos). Esto representa un 16,7 % más.

En este sentido, la patronal de los concesionarios indicó que la evolución del mercado prevista para este ejercicio, y dada la actividad comercial que se observa en los puntos de venta en este primer trimestre, permite augurar que el esfuerzo promocional hecho por el sector se mantendrá en niveles altos, pero que éste, desafortunadamente para el cliente final, ya no seguirá subiendo.

Dicho de otra forma, aún es buen momento para encontrarnos chollos interesantes en los concesionarios, si queremos cambiar de coche, pero no debemos esperar más bajadas o al menos éstas ya serán no tan intensas como hemos venido viendo hasta la fecha. Esto se debe, entre otras cosas, a que la capacidad de reducción de los márgenes de los puntos de venta está llegando a su límite (y sobrepasándolo en algunos casos), de modo que prácticamente resulta imposible bajar más los precios.

“El precio medio efectivo de los coches no seguirá bajando. Creemos que las promociones sí se mantendrán altas, influenciadas por el PIVE, pero consideramos que el sector no podrá ir más allá en el esfuerzo promocional, porque tenemos que pensar también en la rentabilidad de nuestras empresas”, indicó el presidente de Faconauto, Jame Roura.

Por CC.AA., los precios han caído de forma generalizada. Sólo tres autonomías han visto crecer los precios en sus territorios durante el pasado mes de febrero. En concreto hablamos de Castilla-La Mancha, en la que los precios crecieron un 6,5%, Extremadura (3,2%) y Baleares (2,6%).

El resto de CC.AA. ha visto cómo los precios caían en picado, especialmente en Aragón, donde los precios cayeron un 19,6%, seguidos de Canarias, con un desplome del 10,2%, La Rioja (8,6%), País Vasco (5,3%), Cataluña (4%), y así sucesivamente hasta llegar a la Comunidad Valenciana o Andalucía, en las cuales los precios bajaron apenas un 0,7 y un 0,3% respectivamente.

El Gobierno aprueba la prórroga del Plan PIVE y crea otro para los vehículos comerciales


ventas-vn

Tras el éxito abrumador del Plan PIVE y, atendiendo las peticiones que unánimemente le hacía la Patronal del sector al Gobierno central, en el último Consejo de Ministros del pasado viernes el Ejecutivo de Mariano Rajoy ha aprobado la prórroga del citado plan de incentivos gubernamentales.

Para ello, el Gobierno ha duplicado la cantidad prevista inicialmente de 75 millones de euros (y que estaban a punto de agotarse) y destinará  un total de 150 millones de euros para la adquisición de vehículos nuevos más eficientes.

La adopción de esta medida va a suponer un empujón significativo a la reactivación de las ventas, que según estimaciones de la Patronal de los Concesionarios (Faconauto) podrían superar las 800.000 unidades. Esto supondría un incremento de un 12,5% con respecto a las ventas alcanzadas en 2012.

Este crecimiento no sólo dimensionaría de un modo más racional el mercado español sino que además –y quizás lo más importante- actuaría como freno a la auténtica sangría de paro que esta crisis está suponiendo en el sector y, más concretamente, en el entorno de los concesionarios, que según datos de la propia Faconauto, perdió más de 5.000 empleos sólo en 2012.

Por su parte, este nuevo Plan PIVE cuenta con una novedad importante con respecto al plan implementado en octubre y es la creación del nuevo Plan Prima Aire, que actuará en paralelo al primer paquete de ayudas. Contará con una bolsa de 40 millones de euros destinados a incentivar la compra de vehículos comerciales, un segmento que el pasado año sufrió un auténtico descalabro, con una caída del 23,1%.

Como no podía ser de otra forma, las patronales del sector han acogido de forma entusiasta este anuncio del Gobierno. De hecho, sólo en los dos meses y medio de funcionamiento del Plan PIVE, la actividad comercial de los concesionarios creció nada menos que un  150%, por no hablar del “efecto arrastre” que este incremento ha traído consigo para las empresas auxiliares y otros sectores de la economía española.

Todas las asociaciones del sector de la automoción en España solicitan al Gobierno la prórroga del Plan PIVE


logo-plan-pive

Que el Plan PIVE ha sido un éxito rotundo es un hecho palmario. No hay más que ver que prácticamente ha agotado los fondos previstos y ya está a punto de finalizar con casi tres meses de adelanto frente al plazo inicialmente estipulado.

Los últimos datos de ventas registrados en nuestro país, correspondientes al mes de diciembre, pese a ser tremendamente negativos, despertaron el optimismo en todas las asociaciones del sector de la automoción. Todos los responsables de las principales patronales españoles coincidieron en considerar que, de no haber existido este plan de incentivos a la compra de vehículos, las ventas de coches en España habrían cerrado el ejercicio anual con unas pírricas cifras, sensiblemente inferiores a las ya de por sí paupérrimas 700.000 unidades vendidas con las que finalizó el año 2012.

Esto ha llevado a la patronal del mundo del motor a pedirle al Gobierno español la prórroga del Plan PIVE Así pues, Faconauto, Anfac, Aniacam y Ganvam han pedido su renovación de forma unánime. Entre otras cosas porque ha reactivado de por sí el tráfico de visitas a concesionarios, algo que había caído en picado entre 2011 y 2012 y, sobre todo, porque ha frenado la peligrosa escalada de destrucción de empleo a la que el sector se hallaba inmerso desde el inicio de la crisis.

En un comunicado conjunto, las distintas asociaciones del sector en España han manifestado lo siguiente: “Este Plan ha hecho posible que el mercado alcanzara las 700.000 matriculaciones en 2012, cifra que hubiera sido muy inferior de no haberse puesto en marcha, el pasado mes de octubre. Además, las redes de distribución han mejorado ostensiblemente su situación, al verse incrementado entre septiembre y diciembre su tráfico de exposición más del 60%. Asimismo, la mejora en las ventas ha permitido romper la tendencia de destrucción de empleo”.

Añade el comunicado que “todos estos efectos positivos deberían mantenerse, e incluso potenciarse, puesto que se ha demostrado que este Plan genera crecimiento y confianza. Es bueno para la sociedad y economía española y, gracias al retorno fiscal, contribuye a luchar eficazmente contra el déficit público. Por ello, desde el sector del automóvil estamos convencidos de que un nuevo Plan PIVE significaría una inyección de confianza adicional para el consumo español y un apoyo significativo en la coyuntura económica más inmediata”,

Se dispara la demanda de vehículos de ocasión en 2012 en España


carsycars

En un mercado literalmente dinamitado por la crisis como es el de vehículos nuevos, que le ha llevado a sufrir el peor ejercicio de los últimos 30 años, el mercado de vehículos de ocasión sigue viviendo su particular “Edad de Oro”. Así pues, según un estudio llevado a cabo por la consultora MSI para Faconauto, el sector del V.O. cerró finalmente el año 2012 con un incremento en la demanda que ha superado con creces la oferta actual de este tipo de coches en el mercado.

De esta manera, el pasado año la demanda de vehículos de segunda mano fue un 12% superior a la oferta generada. Los datos son impresionantes y dan idea del estado actual de un sector absolutamente en alza como es de la compraventa de vehículos de ocasión, con una demanda de 1,6 millones de unidades, frente a una oferta de 1,4 millones.

En concreto, el mercado del vehículo usado cerró 2012 con unas ventas de 1.627.499 unidades, según el mismo informe de MSI, lo que supone un incremento del 5,8% respecto al año 2011, con una racha alcista que sólo se rompió en diciembre, en el que se registraron 164.437 ventas, esto es, un 2,7% menos que el año anterior, como consecuencia de la incidencia del Plan PIVE en las ventas de vehículos nuevos.

Otro dato significativo a tener en cuenta sobre el estado de salud del sector del V.O. está en el ratio de ventas de coche usado frente a la de nuevo, especialmente en un año como el pasado en el que las ventas de vehículos nuevos sufrieron un severo descalabro. Actualmente, ya se venden 2,3 coches de ocasión frente a cada coche nuevo, lo que supone una nueva subida con respecto a 2011, en el que la proporción fue de 2 coches usados vendidos por cada uno nuevo.

Del mismo modo, Faconauto ha constatado la confirmación de un hecho preocupante, al menos para determinados concesionarios y es que no son pocos ya aquellos establecimientos que han tenido que apostar por el vehículo de ocasión para compensar la poca actividad derivada de la venta de coches nuevos. La prueba está en el incremento de las transacciones realizadas entre profesionales, que crecieron un 5,7%, un 41% del total de operaciones registradas en 2012. Sin embargo, el mercado entre particulares sigue siendo el que se lleva la palma, con un 52,4% del total de operaciones de compra y venta generadas el pasado año.

Según la Patronal de los Concesionarios, el motivo para este desajuste estaría en que se está alargando la vida útil de los coches, de modo que muchas unidades que antes pasaban al “circuito” para la compraventa de vehículos de ocasión ya no lo están haciendo. Además, el poco movimiento en las ventas de coches nuevos está intensificando esta escasez. Esto está generando que los profesionales (concesionarios y compraventas) ya estén empezando a tener serios problemas para abastecerse de este tipo de vehículos; una situación que previsiblemente se agravará durante 2013.

feria-yaris

Sigue leyendo “Se dispara la demanda de vehículos de ocasión en 2012 en España”

Faconauto advierte de una nueva caída en las ventas de coches si no se renueva el Plan PIVE


jaume-roura

La patronal de los Concesionarios, Faconauto, ha advertido del riesgo de un posible efecto rebote negativo en las ventas a partir de que el Plan PIVE desaparezca. Así pues, la asociación estima que las ventas de coches podrían bajar cerca de un 10% en 2013 si no se renueva el citado plan gubernamental de incentivos a la compra.

Así lo ha asegurado Jaume Roura, el recientemente elegido como presidente de la patronal de los concesionarios en un encuentro con los medios. De una forma ciertamente explícita y, digamos, poco académica, Roura dijo textualmente que “o el Gobierno se da cuenta de que nos tiene que ayudar, o nos vamos todos al carajo”.

En este sentido, el presidente de Faconauto también indicó que sin incentivos gubernamentales va a resultar imposible alcanzar la cifra de 700.000 matriculaciones en 2013. No obstante ni siquiera  hay garantías de que esta cantidad -la peor de las registradas durante estos últimos 20 años- pueda alcanzarse este mismo año, pues faltan en torno a 52.000 unidades para conseguir ese objetivo. Pese a todo, hay muchas esperanzas en que los pedidos pendientes procedentes del Plan PIVE se vayan haciendo efectivos durante este mes de diciembre.

Por su parte, el secretario general de la patronal, Blas Vives, indicó que un objetivo que debería marcarse por el sector, al menos a medio plazo, es el de recuperar un mercado de 1,2 ó 1,3 milones de matriculaciones al año, como el período entre 2000 y 2007. Para ello es necesario incentivar el crecimiento y el consumo. “Esto no sale adelante sólo con recortes, porque por la vía del recorte vamos a acabar con la clase media”, advirtió Vives.

En otro orden de cosas, el presidente de Faconauto se refirió a la vertebración del sector del automóvil, y abogó por la creación de un foro en el que las principales asociaciones entiendan que comparten el mismo objetivo.

Roura también confirmó que continúa en estudio la posibilidad de crear una financiera para los concesionarios, tal y como ya anticipó en el pasado Congreso de la organización en la que resultó designado presidente. Sin embargo, ha confirmado que, pese a que la iniciativa sigue adelante, por el momento no han solicitado una ficha bancaria.

Sigue leyendo “Faconauto advierte de una nueva caída en las ventas de coches si no se renueva el Plan PIVE”

Los concesionarios, a la búsqueda de nuevas formas de autofinanciación


Jaume Roura, nuevo presidente de Faconauto

Pese a que el Plan PIVE ha reactivado un sector agonizante como es el de los concesionarios, existe un grado de temor importante en este colectivo por saber qué ocurrirá cuando llegue el 31 de marzo, fecha prevista de fin del plan gubernamental se acaben o bien, cuando directamente se agoten los 75.000 millones de euros destinados por el Gobierno para la financiación del citado plan.

Para ello la directiva de Faconauto, encabezada por su nuevo presidente, Jaume Roura, está pensando en nuevas e imaginativas soluciones que puedan paliar de alguna forma esta carencia y evitar que se siga destruyendo el tejido empresarial procedente de los concesionarios que aún siguen subsistiendo a esta crisis.

Se trataría, pues, de mitigar los efectos nocivos que, para las ventas, puede suponer nuevamente la desaparición de las actuales ayudas gubernamentales. O dicho de otra forma, que no suceda como lo que ocurrió a partir de 2010 cuando finalizó el Plan 2000E, que las ventas se volvieron a desplomar cuando, paralelamente, los concesionarios perdieron sus líneas de crédito.

Para ello, lo prioritario, según la patronal de los concesionarios, sería que éstos pudieran acceder de forma autónoma y sencilla a fondos propios y evitar tener que seguir dependiendo de fuentes externas de financiación.

Dado que el negocio automovilístico -como en su día la construcción- ha quedado muy lastrado entre otras cosas por el cierre de la financiación bancaria (tanto para las propias empresas como para sus clientes finales), Faconauto estaría estudiando la constitución de un Banco o Financiera propias..

Así pues, el planteamiento partiría de unos recursos propios que les permitieran generar cantidades muy por encima de los 18 millones de euros que marca la ley como capital social obligatorio para poder constituirse en Entidad Financiera o incluso en Banco. Las cuentas saldrían, según Roura, en tanto que la actual red de distribución automovilística española, entre concesionarios y agentes, está constituida por 6.000 PYMES, por lo que si cada una de ellas aportase una cantidad de 10.000 euros, se dispondría de un capital inicial de 60 millones de euros.

Sería, pues, el “mecanismo de autodefensa” perfecto frente al bloqueo actual que sufren los concesionarios para acceder al crédito, que les permitiría poder resistir los embates cada vez más duros de esta crisis que nos azota.

El Plan PIVE, Hacienda y los concesionarios: La otra realidad del plan del Gobierno


Ya hemos contado en varias ocasiones que el Plan PIVE está siendo la última tabla de salvación a la que el sector de la automoción y, más concretamente, el de los Concesionarios, parecía haberse agarrado para salvar un año que se preveía catastrófico.  Sin embargo, no es oro todo lo que reluce pues, si no hace mucho os informábamos de las consecuencias fiscales que traía consigo acogerse a este Plan gubernamental para los clientes finales, hoy nos encontramos con otro problema, en este caso para los concesionarios.

Así pues, el Plan PIVE establece que la subvención prevista de 2.000 euros se abonará por el Estado a los concesionarios. Ahora bien, para que un concesionario pueda ser beneficiario de estas ayudas, el Plan estipula que se encuentre al día con Hacienda y que tenga sus cuentas en orden.

El problema -que tiene su epicentro en la Comunidad Valenciana– ha surgido porque entre un 60 y un 70%  de los concesionarios de dicha región no han podido acogerse todavía a este programa, bien por encontrarse afectados por un concurso de acreedores o bien por el hecho de no estar al día en sus pagos de la Seguridad Social y Hacienda.

Esta situación ha sido puesta de manifiesto por Manuel Palma, el actual representante para la Comunidad Valenciana de Faconauto, la Patronal de los concesionarios españoles, que señaló que “si no estás al día con el Fisco, no te puedes dar de alta como colaborador”.

Esta crisis está siendo especialmente virulenta en la citada región española, por lo que son muy pocos los concesionarios valencianos que puedan tener sus cuentas mínimamente en orden para adherirse al Plan. No obstante, lejos de criticar esta medida, Palma señaló que “es algo positivo que aquellos que no tengan las cuentas claras no compitan con los que sí las tienen, ya que esto generaría una competencia desleal”.

En este sentido, el representante de Faconauto ha denunciado una práctica prohibida que se está dando en algunos concesionarios (y no sólo en territorio valenciano) por la que el concesionario factura al cliente final por la totalidad del importe del vehículo (sin descuentos) y le garantiza al comprador que, en cuanto reciba por parte del Gobierno los 2.000 euros procedentes del Plan, se los ingresarán. Advierte Manuel Palma que “esta práctica es ilegal, ya que los concesionarios estamos obligados a descontar el dinero del precio. Además, la mayoría de estos negocios no se han adherido al programa, por lo que esos clientes nunca van a recibir ese dinero del Estado”.

Por último, lo que sí es reseñable se que con el Plan PIVE no ocurrirá lo mismo que pasó en su día con el Plan 2000E y los problemas que tuvieron muchos concesionarios para cobrar ventas generadas cuando ya no quedaban fondos para el mismo. En este sentido, cuando el vendedor solicite introducir un vehículo en el Plan, se le comunicará si está a tiempo de hacerlo o si, por el contrario, ya se han agotado ya las líneas disponibles para esta partida (en concreto 75.000 millones de euros).

Continúa el desplome de las ventas de automóviles en octubre a pesar del Plan PIVE


Las matriculaciones de automóviles alcanzaron 44.873 unidades durante el pasado mes de octubre, lo que supone un severo retroceso del 21,7% con respecto al mismo mes de 2011, según han informado las tres grandes patronales del sector (Ganvam, ANFAC y Faconauto).

En lo que al acumulado de ventas se refiere, en los meses de enero a octubre, las ventas de turismos y todoterrenos sumaron apenas 600.237 unidades, que equivalen a una reducción del 11,9% en comparación con el mismo período del año anterior.

Aun así y pese a la escandaloso del dato, las patronales se muestran muy optimistas con respecto a las cifras que el mercado habrá de arrojar el próximo mes, gracias al estímulo que ha supuesto para el sector el Plan PIVE. El plan gubernamental entró en vigor a partir del 1 de octubre si bien no fue hasta el pasado día 16 cuando comenzó a funcionar de forma efectiva.

En realidad, los datos que el plan gubernamental arrojan nos permiten tener una visión francamente esperanzadora de la situación a corto plazo, ya que durante este tiempo se han registrado ya 11.000 reservas, en los apenas ocho días hábiles de vigencia del Plan PIVE. Esto equivaldría a más de 1.000 reservas de coches cada día, esto es, un total de 11.000 reservas en los ocho días hábiles contabilizados hasta la fecha.

Además, otro dato que invita al optimismo estriba en el hecho que en el mes octubre se han registrado 200.000 visitas a los concesionarios, que se han traducido en un total de 36.000 pedidos, lo que representa un 70% más que en septiembre. Estos pedidos  no han podido tener su traslación efectiva en ventas este mes  por motivos meramente técnicos y operativos, pero que se verán reflejados con toda seguridad en las ventas de noviembre.

Por canales, las ventas a particulares han descendido un 22%, con un total de 24.344 unidades matriculadas, lo que en el dato acumulado a octubre supone un total de 280.687 unidades y un descenso acumulado del 12%.

Por su parte, el canal de empresas sigue desplomándose. En esta ocasión, la caída es de un 26,4 % en el mes de Octubre, con un volumen de apenas 17.401 unidades. En el período entre enero y octubre, este canal registra un descenso del 16,8 % con un volumen total de 191.478 unidades.

Sin embargo, el canal de empresas alquiladoras ha roto con su tendencia bajista de los últimos meses y parece haberse reactivado, Ha registrado un incremento del 28,9%, con un total de 3.128 unidades vendidas. Aun así, en el acumulado hasta octubre, las ventas de este segmento caen un 3,1%, registrando un total de 128.072 unidades matriculadas hasta la fecha.

Estrepitosa caída de las ventas de coches en España en septiembre


 

çDespués del espejismo que supuso la pequeña subida de las ventas del pasado mes de agosto, en la que tal y como nos temíamos, lo único que se produjo fue el adelantamiento de la decisión de compra de aquellos que no deseaban que les cogiese de pleno la subida del IVA de septiembre, hoy nos hemos desayunado con una terrible noticia. El sector del automóvil ha sufrido una de las mayores caídas de su historia al registrar un descenso en las matriculaciones del 35,8% en el recientemente finalizado mes de septiembre.

Se trata de un desastre sin paliativos, con un mes de septiembre absolutamente paupérrimo en cuanto a ventas, con un registro de 35.146 unidades matriculadas. Estos datos han situado al sector en una situación ciertamente alarmante, con unas cifras que no se veían en nuestro país desde el año 1989.

En el acumulado anual, de enero a septiembre de 2012, las matriculaciones de turismos en España suman tan solo 555.362 unidades que, comparadas con las 623.921 del mismo período pero de 2011, representan un importante retroceso del 11%.

De nuevo, el Canal de Empresas, uno de los únicos sostenes del sector que lo mantenían mínimamente a flote, continúa con su particular descalabro, sumando un nuevo mes en caída libre, al sumar unas ventas totales de 16.538 unidades en septiembre (un 29,5% menos que el mismo mes de 2011) y acumula ya una caída del 15,7% en los nueve primeros meses del año, con 174.077 unidades vendidas frente a las 206.484 registradas en los mismos meses del pasado año.

Tampoco ha ayudado mucho el Canal de Alquiladores, otrora punto fuerte del sector especialmente al inicio de la crisis, al añadirse al descalabro generalizado con una pobre cifra de 1.671 vehículos vendidos en septiembre. Esto representa un 8% menos que el año pasado y el descenso en lo que va de año llega ahora al 3,7%, con 124.944 unidades.

Por último, el Canal de Particulares sigue con su tónica habitual, con 16.937 unidades vendidas. Las 256.341 unidades que llevamos vendidas en lo que va de año suponen un retroceso del 10,9% con respecto al pasado ejercicio y hacen tambalearse las más optimistas previsiones de llegar a 700.000 unidades al finalizar el año, lo que podría considerarse un auténtico desastre.

El Plan PIVE, como última esperanza

Ante este desolador panorama, las tres grandes asociaciones del sector, Ganvam, Anfac y, sobre todo Faconauto, han manifestado que el nuevo plan para incentivar con 2.000 euros la compra de vehículos eficientes conocido como Plan PIVE, recientemente aprobado por el Gobierno español, es actualmente su última esperanza.

En concreto, la Patronal de Concesionarios (Faconauto) ha hecho público un reciente estudio de la consultora MSI por el cual el citado plan de incentivos podría reportar al sector una demanda adicional de, al menos, 50.000 unidades de aquí a final de año. De hecho, la asociación presidida por Antonio Romero-Haupold ha indicado que no habrá mejor momento para adquirir un vehículo en mejores condiciones que éste que se abre desde hoy mismo, fecha de entrada en vigor del Plan PIVE. Nunca más se podrán encontrar coches mejor equipados que requieran una inversión más baja que ahora.

Por su parte, David Barrientos, expresó desde Anfac su convencimiento de que las próximas ofertas comerciales de los fabricantes, junto al impulso del Plan PIVE se podrán superar las cifras que se han venido registrando en el mercado a lo largo de todo el año, algo que, visto lo visto, tampoco parece muy difícil de conseguir.

Las marcas y modelos más vendidos

Por marcas, el mes de septiembre nos ha dejado al fabricante francés Peugeot al frente del ránking,  con 2.834 unidades vendidas, seguida muy de cerca por Volkswagen, 2.714 y Ford. con 2.708 unidades matriculadas el pasado mes.

En lo relativo a los modelos, el Renault Mègane vuelve a liderar la clasificación nuevamente, con el Nissan Qashqai en segundo lugar, que destronan al líder del mes pasado, el Citroën C4. En el acumulado anual, el líder destacado es el Renault Mègane, seguido del Citroën C4 y del Seat Ibiza, con 24.087, 22.862 y 19.817 unidades vendidas entre enero y septiembre, respectivamente.

Por territorios, ni una sola de nuestras CC.AA. se salva del batacazo, destacando únicamente Baleares como la región que registró una menor caída, (un 16,8 %), en absoluto comparables a los tremendos descalabros registrados, por ejemplo, en Asturias (45,2 %); Castilla y León (42,9 %); Cantabria (42,6 %) y Castilla-La Mancha (40,5 %).

En cuanto a combustibles, el diésel sigue ascendiendo, con una cuota de mercado del 72,7 %, frente al 71,6 % de agosto. Asimismo, los vehículos híbridos y eléctricos continúan en una lenta pero imparable ascensión, logrando de nuevo en septiembre batir su mejor marca de siempre con una cuota de mercado que ya es el 2,2% del total de las matriculaciones registradas.

El Gobierno español subvencionará al sector del automóvil con 220 millones de euros


Aunque no lo parezca, aún hay sitio para buenas noticias en el sector del automóvil. Si hace unos días las ventas de coches nuevos le daban una pequeña tregua a este sector productivo, parece que las plegarias de la patronal (o al menos parte de sus reivindicaciones) han sido escuchadas y el Ejecutivo de Mariano Rajoy, por fin, va a inyectar una buena cantidad de dinero público en el castigado sector de la automoción española.

Así pues, y pese al jarro de agua fría arrojado durante esta misma semana por el Ministro de Industria José Manuel Soria al anunciar que no habría Plan Prever para el 2013 (la máxima reivindicación de todas las asociaciones del sector), el Consejo de Ministros ha aprobado este viernes ayudas a la industria automovilística por importe de 220 millones de euros.

El objetivo es dotar de fondos públicos los 117 planes de competitividad de la industria española del sector que se van a desarrollar este año. Estas ayudas se encuentra circunscritas en el Plan de Fomento de la Competitividad de Sectores Estratégicos, se destinarán a proyectos del Plan de Competitividad de Automoción.

Este plan ya fue aprobado el pasado 20 de julio por el Ministerio de Industria, dentro del cual figuraba este importante empujón a la industria del automóvil de nuestro país. No obstante, hemos tenido que esperar hasta el Consejo de Ministros de hoy para su aprobación definitiva, en cumplimento de la Ley de Subvenciones, que establece que el máximo órgano colegiado deberá ratificar todos aquellos proyectos que superen los 12 millones de euros de ayudas públicas.

La finalidad del Plan de Competitividad para el sector de la automoción es potenciar actividades estratégicas con el fin de acelerar la evolución de este sector hacia modelos de producción más avanzados, eficientes y respetuosos con el medio ambiente, así como a productos de mayor valor añadido y que contribuyan a la generación o mantenimiento del empleo.