Skoda también asumirá la subida del IVA


El próximo día 1 de septiembre será un día especial para muchas familias y no sólo porque se acaban las vacaciones de verano, las grandes ciudades empiezan a retomar su pulso habitual y los niños vuelven al colegio, sino porque entrará en vigor la temida subida del IVA, que como ya sabréis, en el sector del automóvil pasará del 18% al 21%.

Esto supondrá una subida lineal media cercana a los 600 euros por coche, lo que se hará aún más difícil la adquisición de un coche nuevo para unos particulares (y empresas, no nos olvidemos) cada vez más castigados en su poder adquisitivo, con sueldos más bajos, sin acceso al crédito, una nula capacidad de ahorro y el fantasma del paro flotando por el ambiente.

Por ello y, dado el alarmante dato de matriculaciones de agosto, adelantado tras la primera quincena, las marcas están redoblando sus esfuerzos para tratar de captar de alguna forma la atención de sus potenciales clientes y lograr que, de alguna forma, se despierte el interés por la compra antes que se produzca la subida y se evite que, psicológicamente, la subida le pueda desanimar en la adquisición de su nuevo coche.

Marcas como Peugeot ya lo han hecho y ahora es Skoda el que ha tomado una difícil y costosa solución como es la asumir ese 3% adicional para todos aquellos pedidos efectuados para vehículos en stock hasta el 31 de agosto, aun cuando estos se facturen una vez entren en vigor los nuevos tipos impositivos.

Lo que resulta evidente es que si ya eran exiguos  los márgenes que las escasas ventas le han venido procurando a los concesionarios, a través de una política brutal y desenfrenada de descuentos (que en ocasiones han llegado al 35%), no queremos ni pensar en qué se van a quedar las cuentas de resultados de los puntos de venta.

Peugeot asumirá la subida del IVA de los pedidos realizados antes del 31 de agosto y entregados con posterioridad a esa fecha


La inminente subida del IVA se prevé como una nueva losa, quizás la definitiva, que termine por sepultar a un moribundo sector como es el del automóvil, en tanto que,  el incremento del 18% al 21% que se producirá el próximo 1 de septiembre va a traer como mínimo una subida media cercana a los 600 euros por vehículo.

Por este motivo, se barajan fórmulas imaginativas para tratar de incentivar la adquisición de vehículos. La primera de la que hemos tenido conocimiento ha sido la iniciativa de Peugeot España, que  garantizará a los clientes particulares que firmen su pedido antes del 31 de agosto, el mantenimiento del precio de venta con el IVA del 18%, independientemente del mes de matriculación.

Esta medida será aplicada a todos los vehículos de la gama que no se encuentren en stock y que por tanto tengan que ser fabricados (previa configuración en la propia web de la marca) no pudiendo ser entregados durante este mes.

Peugeot asumirá la subida del IVA

La nueva subida del IVA, ¿el rejón de muerte para el sector del automóvil?


Cuando aún no se han apagado los ecos del tremendo varapalo para el sector del automóvil en España que han supuesto las ventas de coches en nuestro país este primer semestre, el presidente del gobierno de España, Mariano Rajoy, anunció ayer en sede parlamentaria un paquete de medidas tendentes a conseguir, por un lado, un recorte en el gasto público y, por otro, un incremento en la recaudación de las arcas del Estado. Entre estas medidas, la más significativa fue una que nadie en el sector deseaba oír como es la subida del IVA y nada menos que en tres puntos, pasando del 18% actual al 21%, una subida que entrará en vigor el próximo lunes día 16 de julio.

Sin embargo y, cuando todas las asociaciones del sector estaban reclamando una batería de medidas que, bien a través de incentivos fiscales, bien a través de subvenciones directas, favoreciesen la compra de vehículos y reactivase un sector en estado de coma, la entrada en vigor del nuevo tipo de IVA ha supuesto un mazazo brutal y se ha acogido con tristeza y mucho temor por las asociaciones del sector, ante el negro panorama que se presenta a partir de ahora.

De entrada y sin anestesia, se ha calculado que la subida lineal del IVA va a suponer un encarecimiento de los coches próximo a los 700 euros por unidad (en concreto, se estima que 691 euros de media) Por tanto, si antes ya estaba resultado difícil vender coches en España -y con unos precios más bajos que nunca y, lo que es peor, triturando al máximo los márgenes por venta- ahora va a resultar casi imposible. Sin apenas posibilidad de acceder a la financiación privada, ante la crisis bancaria desatada que ha agravado aún más el acceso a particulares y a empresas al crédito, este incremento adicional e imprevisto en los precios puede suponer, de hecho, el rejón de muerte a un sector ya moribundo.

En este sentido, el presidente de Faconauto, Antonio Romero, se ha manifestado en términos muy duros cuando, preguntado por el impacto de la subida en el sector ha dicho: “Si lo que quiere el Gobierno es castigar al automóvil, la medida es de lo más acertada. Si lo que quiere es recaudar más dinero, el efecto será nulo en lo que a la automoción se refiere, ya que el aumento del IVA tendrá un efecto disuasorio, tanto sobre la adquisición de coches como sobre su uso, porque no hay que olvidar que subirá también la gasolina”

La asociación de fabricantes de coches y camiones ANFAC, por su parte, ha calculado que por sí sola, la subida del IVA traerá aparejado un descenso en las ventas de entre 20.000 y 25.000 coches en lo que queda de año, por lo que apenas sí se podrá llegar a la exigua cifra de 700.000 vehículos vendidos en todo el año 2012.

Pero es que, además, Faconauto ha ido más allá y ha calculado que al menos un 10% de las operaciones ya señalizadas y en marcha -y que se verán afectadas por la subida-se perderán porque este incremento supondrá la cancelación de las mismas. De esta manera, advierte la patronal de los concesionarios, que no sería de extrañar que las matriculaciones de dos meses de por sí flojos, como son agosto y septiembre, sean todavía peor de lo esperado.

Por otra parte, esta subida no sólo va a afectar a la venta de coches -especialmente los nuevos- sino que además va a tener una repercusión negativa sobre el mantenimiento de los coches en los servicios oficiales. Una práctica cada vez más en desuso según los últimos informes del sector, de modo que si hasta ahora cada vez menos gente optaba por llevar sus coches a los talleres de la marca, ahora con más motivo seguirán su paulatino abandono. Los expertos ya han prevenido de esto y auguran que, junto a un cada vez más importante envejecimiento del parque automovilístico español, nuestros coches estarán peor mantenidos, lo que traerá consigo un incremento en la peligrosidad y un mayor riesgo por accidente en las carreteras españolas.

Por este motivo, la patronal del sector del automóvil integrada por sus tres grandes asociaciones, Faconauto, ANFAC y Ganvam, ya se han movilizado para pedir de inmediato algún tipo de medida o incentivo que reactive como sea un sector que, visto lo visto, seguirá en caída libre al menos durante todo lo que queda de año. El pan de al menos 10.000 familias está en juego…

Las reparaciones en talleres se encarecerán 20 euros de media por causa del incremento del IVA


Efectivamente, hoy día 1 de julio de 2010 es una fecha que, entre otras cosas, será recordada por la entrada en vigor del nuevo tipo del IVA, que entre muchas cosas, en lo referente a la adquisición de coches y de reparaciones en talleres subirá del 16% al 18%.

Esto ha llevado a GANVAM, la Asociación Nacional de Vendedores de Vehículos a Motor, Reparación y Recambios, a elaborar un estudio para medir la posible incidencia que este incremento podría traer consigo en lo referente a las reparaciones de nuestros vehículos en los talleres y el resultado no deja lugar a las dudas.

Así pues, de dicho estudio, llevado a cabo entre más de un millar de modelos (aproximadamente el 99% del mercado de turismos, todoterrenos, industriales y motos), se desprende que llevar nuestros vehículos al taller elevará las facturas hasta los 1.000 euros de media a partir del segundo semestre, frente a los 980 euros que pagábamos actualmente en cada reparación. Por tanto, llevar el coche al taller nos costará desde hoy al menos 20 euros más en cada factura.

GANVAM advierte que esta carga fiscal puede retraer todavía más las visitas al taller en la segunda mitad de este año, no tanto por el importe de la subida (20 euros de media no es en absoluto una cifra desmesurada) sino por su impacto psicológico, que se produce en medio de un entorno económico marcado por la incertidumbre y la desconfianza, que como todos sabemos -menos algunas personas que toman este tipo de decisiones- son los peores aliados del consumo.

Por su parte, este informe, muestra que País Vasco, Galicia, Cantabria y La Rioja son las comunidades donde más afectará el alza de este tributo a partir del segundo semestre, con un incremento en factura que oscilará entre los 23 y 24 euros. Tras éstas se sitúan Cataluña, con un aumento de 21 euros, seguida de Asturias (21 euros), la Comunidad de Madrid (21 euros), Canarias (20 euros), Baleares (20 euros) y Murcia (20 euros).

Por su parte, las regiones donde la factura se encarecerá en menor medida con la subida del IVA son la Comunidad Valenciana, con un incremento de 19 euros, Castilla y León (18,9 euros), Aragón (18,8 euros), Castilla-La Mancha (18,2 euros), Andalucía (18 euros), La Rioja (17,5 euros), y Extremadura (16 euros).

Señoras y señores, el IVA ha subido…¡agárrense las carteras!

La subida del IVA encarecerá las reparaciones en los talleres

Soluciones ante la subida del IVA


Como todos sabréis ya, el próximo 1 de julio se hará efectiva la subida del IVA, que en el caso de la compra de coches subirá del 16% actual a un 18%, lo cual, junto a la desaparición de las ayudas públicas a la compra de coches, se ha estimado por Ganvam que va a suponer a los potenciales compradores una subida mínima de 2.500 euros por coche.

Sin embargo, pese a que ya hay marcas como Ford que están descontado sólo durante este mes el 16% en sus coches, ya hay dos fabricantes como son Kia y el Grupo Chrysler España (con sus marcas Chrysler, Jeep y Dodge) que acaban de anunciar que no sólo mantendrán sus campañas actuales de descuento sino que además asumirán la subida del IVA.

En el caso del Grupo Chrysler, se ha decidido continuar con los descuentos para la compra de sus coches, que llegan en ocasiones hasta un 28% , con la única condición de realizar sus pedidos antes del próximo 30 de junio. Esto podría suponer un ahorro de hasta 11.000 euros en algunos modelos.

El Grupo Chrysler asumirá la subida del IVA este verano

Por su parte, Kia quiere facilitar a sus clientes las operaciones de mantenimiento y compra de accesorios. En 2010 la rebaja tanto en aceite, como en piezas de mantenimiento –filtros, pastillas, discos- y accesorios originales Kia es del 16% si la revisión se hace antes del próximo 30 de junio o del 18% si se realiza a partir del 1 de julio, esto es, el descuento equivalente del IVA.

Además, se ofrece una idéntica rebaja en otros accesorios como diversos equipos de audio, control de crucero, cofres para el techo, bolas de remolque, llantas de aleación ligera, etc. Para beneficiarse de tales descuentos la campaña de verano de Kia estará en vigor hasta el 30 de septiembre . Adicionalmente, los clientes de la marca coreana que se inscriban en esta campaña recibirán un regalo directo por cada operación que realicen.

Kia descontará el IVA a sus clientes en sus operaciones de mantenimiento

Como se puede ver, nadie en el sector -y fuera de él- contempla la subida del IVA como una posible solución a la crisis económica que nos azota sino que más bien lo considera ya como una de las causas del problema y como algo que vendrá a agravar aún más la peligrosa situación en la que se quedará el sector a partir de la próxima semana.