GP de Brasil: Lewis Hamilton gana bajo el diluvio y aprieta al máximo el Mundial


Lewis Hamilton ha certificado en Interlagos su noveno triunfo del año, en una carrera marcada por un incesante aguacero que obligó a suspender hasta en dos ocasiones el desarrollo de la prueba, además de causar varios e importantes accidentes.

Lewis Hamlilton, satisfecho tras su noveno triunfo del año
Lewis Hamlilton, satisfecho tras su noveno triunfo del año

La copiosa lluvia, que anegó el trazado del circuito carioca dejándolo casi impracticable durante buena parte de la tarde, fue la gran protagonista del día y nos dejó unas cuantas y emocionantes batallas.

Curiosamente, donde no hubo apenas guerra fue en la lucha por el triunfo. A pesar de los parones, Lewis Hamilton mantuvo en todo momento la máxima concentración y sacó a pasear una vez más su martillo, traducido en una conducción sobre mojado absolutamente magistral, que dejó sin opciones a sus rivales.

Ni siquiera la presencia en pista del Safety Car, desplegado hasta en tres ocasiones, incluyendo la salida neutralizada debido a las pésimas condiciones climáticas, influyó en modo alguno en el pilotaje del británico, que dominó a placer durante todo el fin de semana.

El segundo fue, una vez más, su compañero Nico Rosberg, que aunque ve recortada su diferencia, se aferra al liderato y deja todos los triunfos en su mano de cara al último Gran Premio del año, que se disputará en el trazado de Abu Dhabi.

El Safety Car, protagonista junto a la lluvia del GP de Brasil
El Safety Car, protagonista junto a la lluvia del GP de Brasil

En todo caso, el alemán puede dar por bueno este resultado ya que, en ningún modo, se le notó cómodo sobre el trazado de Interlagos.

Conocidas son las limitaciones de Rosberg en condiciones extremas, algo que hoy se ha puesto nuevamente de manifiesto. El alemán ha pasado un duro trago, materializado en un susto importante cuando dio un trompo que a punto estuvo de dar con su monoplaza contra el muro, lo que habría puesto patas arriba el campeonato.

Además, Rosberg se vio claramente superado tanto en ritmo como en velocidad por el tercero en discordia hoy, Max Verstappen. De hecho, el holandés no tuvo problemas en rebasar en carrera al alemán y, de haber durado un poco más la carrera, lo habría vuelto a hacer en una segunda ocasión.

Sin embargo, el gravísimo error de cálculo en el box de Red Bull, que montó los compuestos de lluvia intermedia cuando las condiciones de la pista no lo recomendaban, obligó a los estrategas de la firma austríaca a volver a llamar a boxes a sus dos coches para volver a montar los compuestos de lluvia extrema.

Esto hizo caer a Verstappen fuera de la zona de puntos pero una remontada absolutamente espectacular en las últimas 10 vueltas le permitió recuperar al menos una más que merecida tercera plaza, de auténtica ley.

Sigue leyendo “GP de Brasil: Lewis Hamilton gana bajo el diluvio y aprieta al máximo el Mundial”

GP de México: Hamilton se aferra al título en un polémico pódium


El GP de México fue, de nuevo y al igual que el año pasado, una auténtica fiesta para los más de 80.000 enfervorecidos aficionados que abarrotaron el Autódromo Hermanos Rodríguez, aunque por desgracia para ellos, esa fiesta estuvo más en la grada que en el asfalto.

gp-mexico_podium
Lewis Hamilton, aferrado al Mundial gracias a su triunfo en México

La carrera, carente de emoción en lo que a las dos primeras posiciones de la clasificación, que volvió a ver un nuevo doblete de Mercedes, al menos tuvo algo de picante en algunas maniobras que nos dejaron varias y polémicas sanciones.

Aunque las dos primeras posiciones, como digo, fueron absolutamente indiscutibles, con un Lewis Hamilton que estuvo intratable todo el fin de semana, tratándose de aferrar con uñas y dientes a un título que se le escapa poco a poco de entre los dedos.

En segundo lugar y, a pesar de una peligrosa maniobra de Max Verstappen en la salida, finalizó Nico Rosberg, que aunque ve menguada su ventaja con respecto a su compañero, tiene cada vez más cerca el ansiado campeonato, tras dos años quedándose con la miel en los labios.

Sin embargo, el espectáculo vivido en el pódium para dilucidar quién había sido el tercero en discordia fue tan deplorable como esperpéntico, ya que tras las sucesivas sanciones de Verstappen y Vettel, el beneficiario de ese lugar en el cajón acabó por ser Daniel Ricciardo.

En un primer momento y, tras una extraña maniobra producida a falta de tres vueltas para el final entre un exhausto pero siempre rocoso Max Verstappen y Sebastian Vettel, la tercera posición fue para el holandés. El de Red Bull venía defendiéndose del alemán pero tras cerrarle el paso, frenó demasiado tarde y se saltó una curva, abriendo la caja de Pandora.

La maniobra de Verstappen provocó la queja formal de Ferrari directamente a Dirección de Carrera, así como unas más que iracundas protestas de Vettel por la radio, en tanto que estimaban que el holandés había cobrado ventaja de su salida de pista y, por tanto, debía ceder su posición, algo que Verstappen -a pesar de la sugerencia de su equipo- no quiso llevar a cabo.

Con un Vettel absolutamente desatado y con todo aún por decidir, el alemán, -que estaba ya encendido como una tea- se dispuso a atacar de nuevo al holandés, pero se encontró nuevamente con que Ricciardo le había vuelto a dar alcance.

En ese momento, el alemán realizó varios cambios anómalos de dirección que casi saca de la pista a Daniel Ricciardo. El australiano,que venía por detrás lanzado en pos del alemán, casi se sale de la pista, lo que le hizo perder unos segundos preciosos que le privaron de la lucha por la tercera posición final.

Y aquí comenzó el despelote en el que se convirtió la jornada. Por un lado, Vettel arremetiendo por radio contra todo y contra todos, soltando todo tipo de improperios (“Que te den por culo, Charlie, que te den por culo”, llegó a espetarle a Charlie Whiting), mientras que por otro, Verstappen celebraba alborozado su pódium en la cara de Vettel, que le recriminaba desde su monoplaza la maniobra en la misma línea de meta.

Sin embargo, el gozo de Verstappen acabó súbitamente en el pozo.Así, mientras el holandés esperaba sudoroso junto a Lewis Hamilton y Nico Rosberg en la zona del antepalco de honor a recibir su trofeo, era notificado de su sanción de cinco segundos y tenía que bajarse con cara de circurnstancias para dejarle su puesto a Sebastian Vettel.

Pero en el colmo del despropósito y, tras la rueda de prensa de los pilotos al final de todo, Vettel era llamado a capítulo por los comisarios.

Red Bull había denunciado al alemán por su cambio de dirección ante Ricciardo y, tras varias horas de espera, también era sancionado. Nada menos que 10 segundos de penalización y dos puntos de su licencia le caían al alemán, por lo que la tercera posición recayó finalmente en manos del australiano.

Sin duda, un espectáculo deplorable, al menos a nivel organizativo (al que añadir el nada edificante show de Vettel por radio) que empañó y mucho el magnífico espectáculo vivido en la capital azteca, con un público entregado y que vibró en cada minuto con todo lo que se vivió en la pista, antes y durante la carrera.

Españoles en carrera

La carrera no pasará a la historia, desde luego, de ninguno de nuestros dos pilotos, que acabaron fuera de los puntos, con un discreto 13º puesto para Alonso y un 16º para Sáinz.

Al igual que ocurrió en Austin, nuestros dos pilotos tuvieron que medir sus fuerzas entre sí, durante casi toda la prueba. De hecho, la pugna fue tan dura entre ambos que incluso llegaron a tocarse entre ellos y a punto estuvieron de acabar prematuramente la carrera.

gp-mexico_sainz-alonso
Bonito duelo, aunque intrascendente, el mantenido entre Carlos Sáinz y Fernando Alonso

Ocurrió en la salida, cuando llegados a la curva tres, en pleno maremágnum de coches, el Toro Rosso de Sáinz cerró de mala manera al McLaren de Alonso. El asturiano, tras un ligero toque con el madrileño, se iba a la hierba aunque afortunadamente sin consecuencias para ambos. Tan solo una queja de Alonso por radio y la sanción posterior de cinco segundos para Sáinz.
Sigue leyendo “GP de México: Hamilton se aferra al título en un polémico pódium”

GP de Japón: Nico Rosberg se aferra al Mundial y título para Mercedes


El alemán Nico Rosberg ha puesto un ladrillo más en el muro de los campeones con su victoria en Japón, en una de las más plácidas y soñadas carreras que, probablemente, habría soñado encontrarse.

Nico Rosberg camina con paso firme a su primer título
Nico Rosberg camina con paso firme a su primer título

Tras un fin de semana perfecto para el alemán, una nueva mala salida de Lewis Hamilton, le dejó fuera de combate a las primeras de cambio. Si a eso le añadimos una nueva y pésima cantada en la estrategia de Ferrari, que llegó a tener contra las cuerdas a los Mercedes, el campeonato está ahora más de cara que nunca para el rubio piloto de Mercedes.

En segundo lugar finalizó un sorprendente Max Verstappen. El jovencísimo piloto holandés no sólo supo aprovecharse de la desastrosa estrategia de los de Maranello sino que dio un auténtico recital de de pilotaje defensivo en el último tercio de la carrera.

Verstappen, que afrontó las últimas vueltas en clara inferioridad frente a un enardecido Lewis Hamiton, se supo defender con uñas y dientes de sus acometidas, aunque no exento de polémica una vez más.

De nuevo, un exagerado cambio de dirección defensivo al límite del reglamento le permitió salvar su posición en la penúltima vuelta justo cuando Lewis Hamilton lo tuvo a tiro.

De hecho,  nada más acabar la carrera, Mercedes presentó una queja formal ante los comisarios por dicha acción al considerarla ilegal, si bien, ante los nulos visos de que prosperase, acabó por retirarla horas después.

Precisamente, un renacido Lewis Hamilton fue el tercer y último integrante en el podium, de modo que, aunque tuvo en todo momento un ritmo de carrera inferior a los Ferrari de Vettel y Raikkönen, claramente perjudicados, en especial el alemán, por la mala cabeza de sus estrategas.

La estrategia vuelve a dejar a Ferrari sin pódium
La estrategia vuelve a dejar a Ferrari sin pódium

Por último decir que, como estaba previsto, Mercedes sumó los puntos necesarios que le faltaban para proclamarse campeones del mundo de Constructores por tercera vez consecutiva, sellando de forma definitiva un título que no por esperado ha sido menos merecido.

La temporada ha salido a pedir de boca para las Flechas Plateadas, quienes tras 15 victorias sobre 17 carreras este año (incluyendo cuatro dobletes) han vuelto a dominar con puño de hierro, como lo han venido haciendo estos últimos años, sin apenas oposición. Y lo que es mejor, con una superioridad insultante sobre el resto de equipos.

Españoles en carrera

La carrera no pudo ir peor para los dos españoles. No sólo por el hecho de que ambos pilotos quedaron fuera de los puntos sino por la pésima imagen mostrada por sus mecánicas.

A pesar de la más que evidente mejora  experimentada por los de Woking estas últimas carreras, que además introducían mejoras aprovechando que se corría en casa de su proveedor de motores, todo salió rematadamente mal, con el asturiano firmando una de sus peores carreras del año, en 16ª posición.

Fernando Alonso vivió una auténtica pesadilla en la casa de Honda
Fernando Alonso vivió una auténtica pesadilla en la casa de Honda

Sorprrendió, de forma desagradable eso sí, el lamentable rendimiento ofrecido por los McLaren-Honda durante toda la carrera, yendo de más a menos durante todo el fin de semana. De hecho, ya se venía venir el desastre con la mala calficación del sábado, que dejó fuera de la Q2 incluso a Jenson Button y último de la Q2 a Fernando Alonso.

Y como era previsible, en carrera las cosas no fueron mucho mejor. En una carrera normal y sin incidentes reseñables, no hubo lugar a la magia. Por eso, tanto Fernando Alonso como su compañero acabaron en el marasmo de la zona baja de la clasificación, sin ritmo ni velocidad punta y batiéndose el cobre con los Manor, el Sauber de Nasr y, precisamente, el Toro Rosso del propio Carlos Sáinz.

En este sentido, poco hay que añadir a la carrera de Carlos Sáinz, que vivió un fin de semana muy similar al de Fernando Alonso. El madrileño acabó en 17º lugar, justo detrás del asturiano.

Tras un sábado desastroso, en el que un problema mecánico impidió rodar a su monoplaza en la última sesión de entrenamientos libres, Sáinz cayó en la Q1, con un tiempo bastante pobre.

Lewis Hamilton se dejó gran parte de sus opciones en la salida
Lewis Hamilton se dejó gran parte de sus opciones en la salida

En carrera, el madrileño vivió un calvario similar al del asturiano, con quien de hecho acabó peleándose al final, en un coche sin alma, sin velocidad y al que ninguno de los compuestos utilizados le diese alternativa ninguna.

Encima, por si eran pocos los problemas, un toque con el mexicano de Haas, Esteban Gutiérrez, terminó de arruinar su carrera, además de causar un cabreo de considerables proporciones al madrileño.

Ferrari y Lewis Hamilton, los grandes perdedores

En una carrera en la que se podía apreciar una interesantísima y significativa mejora en sus monoplazas, Ferrari dejó escapar no sólo un pódium sino una más que factible victoria y que pocas veces tendrá más al alcance de la mano que hoy en Japón.

A pesar de una excelente salida de Vettel, de ser con diferencia el piloto con mejor ritmo de carrera y con un proyección excelente, nadie en Maranello ha sabido explicar qué pudo pasar por sus cabezas para llevar a cabo la estrategia en el último stint.

La opción casi suicida de sacar a Vettel con tráfico por delante y con los compuestos más blandos le dejó sin posibilidades ni siquiera de subir al cajón cuando tenía todos los triunfos en su mano.

Kimi Raikkönen, otra víctima del fallo en la estrategia de Ferrari
Kimi Raikkönen, otra víctima del fallo en la estrategia de Ferrari

No sólo no fueron capaces de sacar al alemán por delante de Hamilton sino que encima le sacaron con mucho tráfico de doblados en pista.

El hecho de salir con tanta gente por delante,además de enfadar al alemán que tuvo sus más y sus menos con algún que otro piloto doblado que opuso quizás más resistencia de lo debido, como pasó por ejemplo con Carlos Sáinz o Felipe Nasr,  impidió sacar el máximo rendimiento a unos compuestos blandos.

Vettel, que perdió mucho tiempo en doblar pilotos, gastó los mejores momentos de sus neumáticos, no pudo dar alcance a Hamilton. Esto provocó que cuando logró tenerlo a tiro, sus ruedas, bastante castigadas, le impidieron luchar por la posición.

Así pues, el británico, aprovechando la coyuntura y con unos compuestos más duros y en mejor estado, se marchó irremisiblemente en pos de Verstappen, dejando al alemán una vez más con la miel en los labios.

Por su parte Hamilton hoy no tuvo su día y lo pagó quizás demasiado caro. Su error en la salida, que le mandó de la segunda hasta la octava posición, le acabó lastrando el resto de la carrera. A pesar de que logró recuperarse y remontó, no fue suficiente.

Ni siquiera para dar caza a Verstappen, quien se defendió como gato panza arriba en las últimas vueltas y mantuvo su posición a pesar de los esfuerzos del británico, De hecho, en su desesperación por atacar al holandés, Hamilton se acabó yendo recto en la chicane, perdiendo sus últimas opciones de ser segundo.

Max Verstappen pudo con Lewis Hamilton en el último tercio de la prueba
Max Verstappen pudo con Lewis Hamilton en el último tercio de la prueba

Hoy, pues, no caben excusas ni declaraciones altisonantes, como las que dijo al acabar el GP de Malasia, cuando acusó veladamente al equipo de haber saboteado su coche para que ganase Rosberg el Mundial.

Si en Sepang un fallo mecánico cuando lideraba cómodamente la prueba le dejo fuera de carrera, no es menos cierto que el error sufrido hoy en la salida, muy similar al que le costó la victoria en Monza hace apenas un mes, es achacable en exclusiva al piloto británico.

Quizás por eso pidió perdón al equipo nada más acabar la carrera pero está claro que estos errores, que hasta ahora sólo venía cometiendo Rosberg estos últimos años cuando las cosas se ponían duras, le están empezando a pasar factura a Hamilton y quién sabe, si le pueden haber costado un campeonato que, nada más volver del parón veraniego, tenía en su mano.

Clasificación de carrera y del Mundial

El GP de Japón arrojó la siguiente clasificación final tras 53 vueltas al trazado de Suzuka

  1. Nico Rosberg (Mercedes AMG), en 1h 26′ 43”
  2. Max Verstappen (Red Bull TAG-Heuer), a 4,9”
  3. Lewis Hamilton (Mercedes AMG), a 5,7”
  4. Sebastian Vettel (Ferrari), a 20,2”
  5. Kimi Raikkönen (Ferrari), 28,3”
  6. Daniel Ricciardo (Red Bull TAG-Heuer), a 33,9”
  7. Sergio Pérez (Force India Mercedes), a 57,4”
  8. Nico Hulkenberg (Force India Mercedes), a 59,1”
  9. Felipe Massa (Williams Mercedes), a 1’37”
  10. Valtteri Bottas (Williams Mercedes), a 1’38”
Nico Rosberg festejando su novena victoria del año
Nico Rosberg festejando su novena victoria del año

La clasificación del Mundial de Pilotos tiene ahora más color alemán que nunca, con un dominante Nico Rosberg, que lidera ahora el campeonato con un holgado colchón de 23 puntos sobre su compañero Lewis Hamilton, cuando faltan solo cuatro carreras para finalizar.

En tercer lugar, y a pesar de su sexto puesto de hoy, sigue en manos de Daniel Ricciardo. El australiano sigue conservando una cómoda ventaja de 42 puntos sobre Kimi Raikkönen y de 47 sobre Sebastian Vettel y su compañero de equipo Max Verstappen.

Precisamente el holandés, merced a su segundo puesto de hoy ha igualado en puntos a Sebastian Vettel, pero el hecho de que el joven piloto de Red Bull haya logrado una victoria (la conseguida en el GP de España en mayo) le sitúa por delante del alemán de Ferrari en la clasificación del campeonato.

  1. Nico Rosberg (Mercedes AMG), 313 puntos
  2. Lewis Hamilton (Mercedes AMG), 280 puntos
  3. Daniel Ricciardo (Red Bull TAG-Heuer), 212 puntos
  4. Kimi Raikkönen (Ferrari), 170 puntos
  5. Max Verstappen (Red Bull TAG-Heuer) 165 puntos.

Por su parte, en lo relativo al Mundial de Constructores, volver a reiterar que el equipo Mercedes es ya, de forma matemática, campeón de Marcas.

Los integrantes de Mercedes, festejando su tercer título del año
Los integrantes de Mercedes, festejando su tercer título de Constructores

Sus números y su dominio durante toda la temporada ha sido incontestable y, por ende, lo único que podía estar en cuestión era en qué carrera iban a proclamarse campeones y cuál sería el número de puntos totales logrados.

Ahora, con todo ya decidido en la pelea por el título sólo falta saber quiénes se llevarán el gato al agua en la lucha por el segundo y el tercer puesto, así como en el resto de escuderías.

Todo apunta a que la segunda plaza se la llevará Red Bull, que mantiene una sustanciosa ventaja de 50 puntos sobre Ferrari y que, al menos a mí, se me antoja insalvable de aquí al final de la temporada.

Lo peor de los de Maranello no es haber sido superados por un equipo que partía en clara desventaja sobre ellos sino que, además, ellos solos han sido capaces de cavar su propia fosa, merced a errores infantiles de estrategia que, como en el caso de hoy. le han privado no ya de un pódium sino de la propia victoria en Suzuka.

  1. Mercedes AMG, 593 puntos
  2. Red Bull TAG-Heuer, 385 puntos
  3. Ferrari, 335 puntos
  4. Force India Mercedes, 134 puntos
  5. Williams Mercedes, 124 puntos

La próxima carrera: Austin,  “territorio Hamilton”

Por último, añadir que para la siguiente carrera habrá que esperar dos semanas. De nuevo, y por tercera vez en lo que va de año, el Gran Circo coge el avión rumbo a otro continente, en este caso América.

Allí nos espera el GP de EE.UU., en el siempre imponente Circuito de Las Américas, en Austin (Texas). Un trazado muy largo (5,5 kilómetros) y muy técnico, donde Mercedes no debería tener problemas para volver a dominar y en el que Rosberg puede -y debe- asestar el golpe de gracia a Hamilton para asegurar su primer Mundial.

Ahora bien, no va a ser tarea fácil ya que el de Austin es un circuito que le viene como anillo al dedo a Lewis Hamilton.

A pesar de su “juventud”, con sólo cuatro carreras disputadas, el británico ya ha escrito su nombre en tres ocasiones y con dos equipos distintos (McLaren en 2012 y Mercedes en 2014 y 2015).

GP de Malasia: Doblete inesperado de Red Bull el día que Hamilton se dejó medio Mundial en el asfalto


El GP de Malasia se confirmó como una de las carreras más duras y exigentes del año, en una carrera marcada por un histórico doblete de Red Bull y una avería mecánica que, muy probablemente, ha separado peligrosamente a Lewis Hamilton de un título que tenía en el bolsillo hace apenas un mes.

Dnaiel Ricciardo feliz, en el podium de Sepang, junto a Verstappen y Rosberg
Dnaiel Ricciardo feliz, en el podium de Sepang, junto a Verstappen y Rosberg

El motor de Hamilton ardía a falta de 15 vueltas para el final cuando lideraba con paso firme la carrera, dejándole fuera de combate en el peor momento del año.

Sin embargo, esta incidencia no debería ensombrecer en modo alguno el brillante triunfo de Daniel Ricciardo, que estuvo acompañado en el pódium por su compañero Max Verstappen y el gran beneficiario, sin lugar a dudas, de lo ocurrido hoy, que no es otro que Nico Rosberg.

El australiano se llevó un merecido triunfo en el que, además de aprovechar con inteligencia la avería de Hamilton, antes supo defender a brazo partido su posición ante un combativo Max Verstappen, en un espectacular duelo fratricida que nos dejó una de las mejores imágenes del día.

Nico Rosberg, que se vio envuelto en un accidente con su compatriota Sebastian Vettel en la primera curva de la carrera, cayó hasta la última posición mientras que su compañero Lewis Hamilton, se marchaba en pos de la victoria, dispuesto a asestarle un golpe definitivo a su compañero.

En paralelo, los dos Red Bull, sabedores de su inferioridad ante el Mercedes de Hamiltony con Rosberg y Vettel fuera del radar, buscaron “diversificar la inversión”, mediante una inteligentísima estrategia para sus dos pilotos.

Asi pues,  optaron por una más agresiva con Verstappen y por otra más conservadora con Ricciardo y, ambos, apretando de lo lindo, buscando forzar al máximo a Hamilton para que, o bien cometiese algún error o bien su mecánica rompiese, como así fue finalmente.

Por último, hay que reconocerle el mérito a la carrera de Rosberg, quien además de sobreponerse al incidente inicial con Vettel, tuvo que superar una sanción de 10 segundos, impuesta tras un agresivo adelantamiento a Kimi Raikkönen que, además de provocar un toque con el finlandés, a punto estuvo de acabar con ambos coches fuera de carrera.

Afortunadamente para Rosberg, los estrategas de Ferrari no anduvieron muy listos y, en un nuevo error, un pitstop inoportuno privó al finlandés de beneficiarse de la sanción del alemán, que no pudo enjugar la diferencia con respecto al Mercedes por debajo de esos 10 segundos, quedándose fuera del pódium.

Españoles en carrera

La carrera volvió a dejar un sabor agridulce en nuestros pilotos. La nota positiva volvió a recaer en manos de Fernando Alonso, protagonista de una nueva gran remontada y que demuestra bien a las claras la positiva evolución de McLaren de cara al tercio final del año.

El asturiano partía último debido a una sanción impuesta ante el octavo cambio de motor en su monoplaza, realizó una vertiginosa primera vuelta en la que logró remontar 10 puestos de una tacada.

A partir de ahí, su ritmo fue bastante bueno, que le permitió pelear de tú a tú con rivales hasta ahora superiores en mecánica y, tras una inteligente carrera, logró finalizar en una más que meritoria séptima plaza.

Sigue leyendo “GP de Malasia: Doblete inesperado de Red Bull el día que Hamilton se dejó medio Mundial en el asfalto”

GP de Singapur: Extenuante victoria de Nico Rosberg para asaltar el liderato


La siempre atractiva carrera nocturna en Singapur nos dejó una de las carreras más divertidas, emocionantes y con más alternativas que se recuerdan y, por qué no decirla, la mejor y más trabajada victoria de Nico Rosberg en sus 200 carreras en la élite.

Absolutamente brillante triunfo de Nico Rosberg en la noche de Singapur
Absolutamente brillante triunfo de Nico Rosberg en la noche de Singapur

Como si el piloto de Mercedes hubiese querido homenajearse a sí mismo en tan señalada efemérides, Rosberg no pudo elegir un marco mejor ni una carrera más intensa para ganar.

Dominando de principio a fin, el alemán se sobrepuso a toda clase de imponderables para llevarse un triunfo logrado a base de coraje y sudor, con un final de infarto, apenas a unas décimas sobre Daniel Ricciardo.

El australiano, merced a una arriesgada pero por lo que se pudo ver, bastante efectiva, estrategia de ir a una parada más que en Mercedes, puso en serios aprietos la victoria de Rosberg, firmando una excelente carrera que estuvo a punto de llevarle a lo más alto del cajón.

Así pues, cuando todo apuntaba a un nuevo monólogo de Nico Rosberg, que había logrado sobreponerse a un grave problema de sobrecalentamiento en sus frenos delanteros y llevar a cabo una inteligente gestión de sus neumáticos, desde el box de Red Bull decidieron poner patas arriba la carrera.

A falta de 13 vueltas, y cuando Ricciardo rodaba a casi 30 segundos del alemán, los estrategas de Red Bull estuvieron a punto de hacer saltar la banca. Un pitstop inesperado y una remontada salvaje, aprovechando el desgaste en los compuestos del Mercedes de Rosberg, pusieron en riesgo la carrera del alemán.

De hecho, apenas un ligero fallo de cálculo en el box del equipo austríaco dio al traste con la victoria. A un ritmo de casi tres segundos por vuelta superior al de Rosberg, los estrategas de Red Bull calcularon que a falta de cuatro vueltas, Ricciardo daría caza al Mercedes

Sin embargo, los doblados jugaron un papel decisivo a favor de Rosberg y los cálculos fallaron en tres vueltas ya que fue en el último giro cuando el australiano llegó hasta el coche del germano. Desgraciadamente para Ricciardo, no tuvo tiempo para rebasarle y Rosberg cruzó la línea de meta a algo menos de medio segundo del Red Bull, firmando su octavo triunfo del año.

En tercer lugar llegó un cariacontecido Lewis Hamilton. El británico puede darse con un canto en los dientes porque, de no mediar un gravísimo error de estrategia en Ferrari, ni siquiera habría subido al cajón.

Hamilton estuvo muy gris durante todo el fin de semana. Superado en todas las facetas durante todo el fin de semana, el actual campeón del mundo también se vio afectado por el problema de sobrecalentamiento de frenos que sufrió su compañero y lo pasó francamente mal.

De hecho, Kimi Raikkönen dio buena cuenta de él en pista y rodó por delante durante un buen tramo de la carrera. Sin embargo en el box de Ferrari entraron en pánico cuando Hamilton, absolutamente desesperado y tras pedir ayuda por radio al equipo en repetidas ocasiones, a falta de 15 vueltas para el final fue llamado a boxes para una última parada, .

Sigue leyendo “GP de Singapur: Extenuante victoria de Nico Rosberg para asaltar el liderato”

GP de Italia: Paseo triunfal de Nico Rosberg en Monza que aprieta aún más el Mundial


El GP de Italia de 2016 no pasará a la historia. No al menos por su emoción ni por su competitividad, aunque quizás sea recordado porque fue uno de los pocos Grandes Premios de estos últimos años donde hemos visto fallar a Lewis Hamilton.

GP-Italia-podium
Nico Rosberg logró en Monza su séptima victoria del año

La victoria de Nico Rosberg fue muy en su línea. Una buena salida, galopada en solitario y triunfo por aplastamiento. Lo reseñable es que se produjo en uno de los circuitos favoritos de Hamilton y tras aprovechar uno de los escasos, -si no el único- fallo de su compañero y único rival por el título.

La mala salida del británico supuso una piedra demasiado pesada para el desarrollo de la carrera y, aunque tuvo arrestos (y mecánica) para remontar hasta la segunda plaza, no fue suficiente para dar caza al alemán. Aun así, Hamilton logró minimizar los daños y, además de ayudar a la consecución de un nuevo doblete de Mercedes, consiguió retener su liderato en el Mundial.

El tercero en discordia fue Sebastian Vettel. El piloto de Ferrari se vació en lo que fue una magnífica carrera para los de Maranello, que dieron la cara en casa. Desgraciadamente para ellos, el poderío mecánico de Mercedes hizo que, a pesar de la magnífica salida y si excelente ritmo de carrera, Vettel tuvo que hincar la rodilla ante Hamilton y conformarse con el tercer lugar del cajón.

La nota curiosa del día fue la vuelta rápida que se despachó Fernando Alonso, en lo que fue sin duda toda una declaración de intenciones. Aprovechando la relajación final y el hecho que, sorpresivamente ,tuvo que realizar un último pitstop a falta de tres vueltas para acabar, el asturiano se marcó una excelente crono que le valió para llevarse el honor de haber sido el más rápido del día.

Españoles en carrera

La carrera se presentaba bajo los peores presagios para nuestros pilotos. Monza es, probablemente, el circuito que peor se acomodaba a los intereses de McLaren y Toro Rosso y, desgraciadamente, así fue.

A pesar de la buena salida de Fernando Alonso, que le permitió disputar el primer tercio en el top 10 de la carrera, un pésimo pitstop donde un fallo en el semáforo del equipo le retuvo más de lo necesario en boxes le sacó de la zona de puntos. A eso hay que añadir una evidente falta de ritmo, le impidieron puntuar siendo incluso superado por su compañero Button.

03 GP-Italia-Fernando-Alonso
Fernando Alonso, protagonista de la vuelta rápida del día

El asturiano se mostró bastante sarcástico con su equipo por la radio, cuando les dedicó una sonora carcajada cuando le dijeron que apretase para luchar con Grosjean por la 12ª plaza.

Sigue leyendo “GP de Italia: Paseo triunfal de Nico Rosberg en Monza que aprieta aún más el Mundial”

GP de Bélgica: Nico Rosberg, pescador en el río revuelto de Spa-Francorchamps


El GP de Bélgica ha sido, con diferencia, una de las carreras más divertidas, emocionantes y, por qué no decirlo, peligrosas y accidentadas de la temporada. Accidentes, sanciones, duelos interesantes, muchos adelantamientos y hasta una bandera roja se pudieron ver en un repleto circuito de Spa-Francorchamps.

Nico Rosberg vuelve a lo más alto del cajón tras un accidentado GP de Bélgica
Nico Rosberg vuelve a lo más alto del cajón tras un accidentado GP de Bélgica

En esta especie de río revuelto, Nico Rosberg fue el mejor y el más astuto, llevándose un Gran Premio que en un primer momento se le había puesto de cara, merced a la decisión de Mercedes de cambiar el motor de Lewis Hamilton.

Esta decisión provocó una sanción que le obligaba a salir en penúltimo lugar, lo que a priori ponía los mimbres no sólo para una victoria para un Nico Rosberg en horas bajas sino para recuperar su liderato en el Mundial.

Sin embargo, una demencial carrera marcada por la suspensión de la prueba en la sexta vuelta, debido a un espectacular accidente de Kevin Magnussen, devolvió a Lewis Hamilton a la pomada y a optar incluso por la victoria.

Finalmente, y  a pesar de los esfuerzos y gracias a una inteligente carrera y una no menos eficiente gestión de sus compuestos, el alemán se acabó llevando el gato al agua por delante de Daniel Ricciardo y el propio Hamilton.

El piloto de Red Bull fue el otro gran beneficiario de la locura desatada en pista y supo sacar el máximo partido al accidente sufrido por los dos Ferrari y su compañero Max Verstappen, que le aclararon el camino hacia el pódium.

A partir de ahí, y como en el caso de Rosberg, la gestión de sus compuestos y una inteligente carrera, con una eficaz defensa ante Hamilton le llevó hasta el segundo lugar del cajón.

Ahora el Mundial está más apretado si cabe que antes y, aunque evidentemente sigue -y seguirá- siendo cosa de dos, al menos nos garantizará una interesante pugna entre Lewis Hamilton y Nico Rosberg, así como por el tercer lugar, donde Ricciardo parece haberse hecho fuerte frente a un cada vez más evidente desfondamiento de Ferrari.

Españoles en carrera

La carrera tuvo un claro protagonismo español, de la mano de Fernando Alonso. El piloto asturiano protagonizó junto a Lewis Hamilton, la gran remontada del día.

Tras un nefasto fin de semana en McLaren-Honda, que presentaba importantes mejoras en su unidad de potencia, todo lo que le podía salir mal al español, le salió mal y hasta en tres ocasiones tuvieron que reemplazar su motor entre el viernes y el sábado, lo que trajo aparejada una importante sanción que le obligó a ocupar el último lugar en la parrilla del domingo.

Fernando Alonso firmó su mejor carrera desde su vuelta a McLaren
Fernando Alonso firmó su mejor carrera desde su vuelta a McLaren

Sin embargo, a la tercera fue a la vencida y tras una brillante salida, en la que adelantó casi 10 puestos, unido a una catarata de abandonos y un gran pilotaje defensivo, la unidad de potencia de Honda empezó a mostrar su nuevo potencial, cruzando la meta en un meritorio séptimo lugar, tras rodar casi toda la carrera entre los cuatro mejores.

Finalmente, el asturiano acabó entregando la cuchara ante el empuje de Sebastian Vettel y Sergio Pérez, con coches mejores que él pero se defendió como gato panza arriba de los Williams y recibió no sólo un buen puñado de puntos sino también el reconocimiento unánime por su pilotaje.

Sigue leyendo “GP de Bélgica: Nico Rosberg, pescador en el río revuelto de Spa-Francorchamps”