Habrá prórroga para el Plan PIVE 8 hasta julio de 2016


La Secretaria General de Industria y de la PYME, Begoña Cristeto, ha confirmado la prórroga del Plan PIVE 8 al menos hasta el 31 de julio de 2016 ya que aún quedan parte de los fondos dispuestos de cara al fin del programa de incentivos, previsto para el 31 de diciembre de este mismo año.

El Gobierno prevé una prórroga del Plan PIVE 8
El Gobierno prevé una prórroga del Plan PIVE 8

La confirmación oficial de esta medida por parte del Gobierno español se producirá bien en el próximo Consejo de Ministros, del día 27 de noviembre, o en el siguiente, del 4 de diciembre.

Esta prórroga será posible porque el presupuesto de la última edición del programa gubernamental no sólo no se ha agotado en su totalidad sino porque, además, este último Plan PIVE ha sido gestionado directamente por el IDAE.

Esto facultaría al Ministerio de Industria para prorroga el programa más allá del 31 de diciembre, por medio de una simple Orden Ministerial, algo que no se podría hacer si los fondos hubiesen sido gestionados directamente por el Ministerio.

De esta forma, Industria pone fin a la incertidumbre que se había generado en los concesionarios, que veían con temor el fin del PIVE, tras más de tres años de programas, y que podía suponer el parón de las ventas de automóviles.

Llega el Plan MOVEA

Begoña Cristeto ha confirmado también la llegada de un nuevo plan de incentivos gubernamentales, llamado Plan MOVEA, con el que se subvencionará la compra de vehículos de energías alternativas, tales como los eléctricos, gas e hidrógeno.

La compra de coches "verdes" estará incentivada a través del Plan MOVEA
La compra de coches “verdes” estará incentivada a través del Plan MOVEA

Estas ayudas se empezarían a entregar a los clientes a partir del 1 de enero de 2016, pero se beneficiaría ya desde el primer momento a aquéllos que compren un vehículo con este tipo de tecnología desde que se publique en el BOE.

Es decir, si un comprador adquiere un automóvil en lo que queda de año, y una vez que se apruebe la normativa, se podría acoger a las ayudas, pero no recibiría el importe de la misma hasta 2016.

Asimismo, la responsable de Industria y PYME aclaró que para beneficiarse de las ayudas no sería necesario achatarrar un vehículo en el caso de los automóviles y comerciales, hasta 3,5 toneladas, aunque sí que se incentivaría esta práctica.

Esto se traduce en que los que den de baja un coche o una furgoneta tendrían una subvención mayor para la compra del nuevo producto.

Sin embargo, sí será obligatorio el achatarramiento de un vehículo en el caso de las categorías M2, N2, M3 y N3; esto es, aquellos vehículos de ocho personas más el conductor y vehículos comerciales cuya masa máxima supere las 3,5 toneladas.

De todas formas, Cristeto aclaró que aún quedan flecos que limar ya que aún no están decididos del todo aspectos como la cuantía de las ayudas.

Arranca el Plan PIVE 8 con 225 millones de euros


El Gobierno español ha dado el pistoletazo de salida al Plan PIVE 8, la última gran iniciativa de las Administraciones Públicas para incentivar la compra de vehículos y que tanto éxito ha tenido en sus siete ediciones precedentes.

Arranca el Plan PIVE 8, la última edición del plan gubernamental
Arranca el Plan PIVE 8, la última edición del plan gubernamental

El plan gubernamental contará en esta última edición con un total de 225 milones de euros, aunque en esta ocasión tendrá una importante novedad y es la reducción en 500 euros de la ayuda, que  pasará de 2.000 a 1.500 euros, concedidos a partes iguales por el Estado y por el fabricante.

En el caso de que el automóvil sea de siete plazas y adquirido por una familia numerosa, la cuantía de los incentivos ascenderá hasta los 2.250 euros.

En todo caso, y como en la séptima edición el coche entregado deberá ser destinado al achatarramiento y además, debe tener en vigor el seguro y la última ITV, además de haber estado bajo la titularidad del beneficiario de la ayuda con una antigüedad mínima de un año.

Aunque con total seguridad, esta edición será la última, al menos en esta línea, lo cierto es que las patronales del sector han recibido con entusiasmo la llegada del Plan PIVE 8. .

Para Anfac, la patronal de los fabricantes, el último plan de incentivos proporcionará estabilidad al mercado de automóviles y, por extensión, supondrá un importante empujón al crecimiento en la economía española.

Por su parte, la patronal de los concesionarios Faconauto ha mostrado su alegría por el anuncio y ha pedido que el nuevo Plan PIVE esté operativo cuanto antes, con el fin de mantener la dinámica del mercado en un momento estacionalmente muy favorable.

Por último, Ganvam (la patronal de los vendedores) ha hecho hincapié en la importancia del Plan PIVE en todas sus ediciones para vaciar de coches antiguos el parque automovilístico nacional.

De hecho, la patronal calcula que cerca de 1.185.000 vehículos con una antigüedad superior a 10 años habrán salido de nuestras calles y carreteras gracias a la influencia directa del Plan en todas sus ediciones.

En este sentido, se estima que sólo en esta última fase del Plan PIVE más de 300.000 vehículos los que serán mandados directamente al desguace, cuya duración se calcula que se prolongará al menos hasta diciembre de este mismo año.

El Plan PIVE 7 se queda sin fondos


Según ha informado Faconauto, la patronal de los Concesionarios, el pasado 10 de abril se agotaron los 175 millones de euros presupuestados por el Gobierno para la ejecución del Plan PIVE 7.

El Plan PIVE 7, agotado por falta de fondos
El Plan PIVE 7, agotado por falta de fondos

Por este motivo, el Instituto para la Diversificación y Ahorro de la Energía (IDAE) ha abierto el Registro de Activaciones Provisionales de Reservas de Presupuesto, con el fin de poder atender aquellas solicitudes aún pendientes de ejecutar en caso de posibles anulaciones de expedientes de ayudas.

El presupuesto del Plan PIVE 7 se repartió de forma que 142 millones de euros se destinaron a reservas formalizadas durante el extinto PIVE 6, mientras que sólo 33 millones se dedicaron a la séptima edición, aprobada en febrero de 2015.

Lo que sí se ha podido constatar es un reparto de los fondos más lento, debido a las nuevas restricciones impuestas para el acceso a la hasta ahora última edición del Plan gubernamental.

Recordemos que aquellos compradores que se quisieran beneficiar del Plan debían demostrar al menos un año de propiedad del vehículo a achatarrar y tener la ITV del citado coche en vigor.

Por último, decir que se da por hecha la aprobación de Plan PIVE 8, presumiblemente a finales de este mes o a principios del siguiente. Incluso se baraja que contará con un presupuesto que rondará los 200 millones de euros. 

La mala noticia es que fuentes gubernamentales han filtrado que ésta podría ser la última edición, por lo que se va a intentar que dure todo este año 2015.

El Plan PIVE 8, cada vez más cerca


La Secretaria General de Industria y de la Pequeña y Mediana Empresa, Begoña Cristeto, deslizó que el Gobierno está estudiando la posibilidad de dotar una octava fase del Plan PIVE, pese a que el Ministro del ramo, José Manuel Soria, dejó caer recientemente que este tipo de ayudas gubernamentales para la compra de un vehículo nuevo podían estar llegando a su fin.

Begoña Cristeto, Secretaria de Estado de Industria, ha avanzado un posible Plan PIVE 8
Begoña Cristeto, Secretaria de Estado de Industria, ha avanzado un posible Plan PIVE 8

El anuncio fue realizado durante la entrega del Premio ABC al Mejor Coche del Año 2015, concedido en esta ocasión al Citroën C4 Cactus. Durante el evento, la Secretaria de Estado apuntó que el Ejecutivo está estudiando en la actualidad la viabilidad de lanzar un nuevo Plan PIVE cuando se acaben los fondos del actual, del que, según fuentes del sector, apenas quedan 25 millones de euros.

Hasta la fecha, el Ejecutivo de Rajoy ha invertido un total de 890 millones de euros en las siete ediciones de este programa, que han servido para mandar al desguace a casi un millón de coches.

Un plan para el que hay una práctica unanimidad en reconocer que, además de la enorme cantidad de dinero que este plan ha ayudado a ingresar en nuestras arcas, en concepto de IVA e Impuestos especiales como el de Matriculación o Circulación, también ha supuesto la retirada de nuestras carreteras de una cantidad muy importante de coches más contaminantes y menos seguros.

Por otro lado, Begoña Cristeto confirmó que el Gobierno está preparando una nueva oleada de ayudas para incentivar la adquisición de coches eléctricos, a lo que ya se han aportado 30 millones de euros y subrayó que en breve estará disponible la edición del Plan MOVELE para este año.

Por último, la Secretaria de Estado indicó, a su vez, que no sólo se está incentivando la demanda de coches, sino también la oferta, a través de planes de apoyo a la competitividad. Un ambicioso plan que busca que los grandes fabricantes de automóviles sigan apostando por España, como hasta ahora. No en vano España es el

Plan PIVE 7: Una realidad con fecha de caducidad y escasos fondos


La séptima edición del Plan PIVE es una realidad desde esta semana. Desde el pasado lunes y con una vigencia de 12 meses o hasta agotar los fondos del presupuesto, ya es posible beneficiarse del descuento para la ayuda en la compra de un vehículo nuevo.

Entra en vigor el Plan PIVE 7 con algunas novedades
Entra en vigor el Plan PIVE 7 con algunas novedades

Su funcionamiento y mecanismos continúan siendo básicamente los mismos que en las seis ediciones precedentes. Esto es, el Plan continúa con el formato de ayuda directa de 2.000 euros para la compra de vehículos eficientes, cuya aportación se divide en 1.000 euros otorgados por el Ministerio de Industria y otros 1.000 que otorgan los fabricantes.

Hay una excepción y es que, para el caso de las familias numerosas y exclusivamente para vehículos con más de cinco plazas, se eleva la ayuda pública a 1.500 euros , así como el descuento que ha de aplicar el punto de venta, por lo que el descuento final para los beneficiarios alcanza los 3.000 euros en total.

Novedades para su solicitud

Sin embargo, esta séptima edición cuenta ahora con nuevas e importantes restricciones que harán que muchos vehículos no puedan acogerse a las ayudas, y quienes ya tengan hecha su reserva, puedan tener problemas.

Así pues, y con el fin de evitar la picaresca que actualmente se está registrando en algunos casos, para poder acogerse a esta nueva edición del Plan PIVE el vehículo que se va achatarrar deberá haber estado bajo la titularidad de su actual propietario al menos 12 meses antes de la solicitud de acogimiento al plan gubernamental.

Además, el vehículo que se entregue debe tener la ITV en vigor con fecha, como mínimo, hasta el 2 de marzo de 2015 -fecha de entrada en vigor del Plan PIVE 7– y, lo más importante, debe entregarse el último recibo del Impuesto de Vehículos de Tracción Mecánica, debidamente abonado, al menos desde 2014.

Para acceder al Plan PIVE 7 es preciso tener en vigor con la ITV del coche que se entrega
Para acceder al Plan PIVE 7 es preciso tener en vigor con la ITV del coche que se entrega

Con ello se pretende evitar una práctica cada vez más común, llevada a cabo por algunos particulares que no podían acogerse a esta ayuda, consistente en la entrega de coches recién comprados a desguaces o particulares, a bajo precio y así poder beneficiarse del descuento.

Un Plan prácticamente agotado

Pese a la euforia en la Patronal por la séptima reedición de una iniciativa que ha reactivado de forma casi milagrosa un sector moribundo como el de la Automoción, lo cierto es que el Plan PIVE 7 nace con un problema presupuestario bastante serio.

Aunque el Ministerio de Hacienda ha dotado con 175 millones de euros a este nuevo plan, actualmente sólo quedarían 45 millones por asignar dado que el resto se pagó de forma anticipada, en forma de prórroga del Plan PIVE  6 solicitada por los principales agentes del sector, debido al aluvión de reservas que se habían generado.

El Gobierno accedió a extender el plan anterior pero en vez de aumentar su dotación, lo que hizo fue autorizar que las reservas formalizadas se cargasen a cuenta de la dotación del actual Plan PIVE 7. Sin embargo, fue tal el éxito de esa prórroga que nada menos que 130 millones de euros quedaron comprometidos, por lo que el nuevo plan gubernamental sólo podrá contar con algo menos de un 20% de su potencial.

Este tipo de ayudas, un sistema con fecha de caducidad

La eficacia de estos planes es indiscutible en todos los aspectos. No sólo por el despegue de las ventas de automóviles hasta niveles similares a épocas anteriores a la crisis, sino a nivel de ingresos tributarios derivados precisamente de la venta y la circulación de estos nuevos coches.

Por ello, tanto las asociaciones del Sector como el propio Gobierno, coinciden en reconocer los beneficiosos efectos reportados para la economía del país, en un momento tan delicado como el que estamos atravesando.

El Ministro José Manuel Soria advierte de que estos planes tienen que acabarse
El Ministro José Manuel Soria advierte de que estos planes tienen que acabarse

Sin embargo, ahora que parece que lo peor de la crisis ha pasado -o al menos eso dicen- cada vez hay más voces dentro del Ejecutivo que están pidiendo la desaparición de este tipo de ayudas.

De hecho, el que esta última edición haya nacido con una importante reducción de sus fondos, precisamente por haber sido empleados previamente en la extensión de la sexta edición del PIVE, hace prever que su duración será breve y ya se baraja con que lo normal es que la séptima edición del Plan se agote al final del primer semestre de 2015.

Así lo ha indicado José Manuel Soria, en unas declaraciones a Radio Nacional de España en las que el titular de la cartera de Industria previno al sector lanzando un mensaje inquietante al decir que “planes como el PIVE no pueden durar eternamente”.

En paralelo, el Ministro quiso tranquilizar al Sector, afirmando que el actual Ejecutivo continuará apostando firmemente por el Sector de la Automoción, aunque no indicó cómo.”El Gobierno seguirá apoyando al Ssctor de la Automoción”, afirmó Soria de forma tajante.

 

El Gobierno anuncia la prórroga del Plan PIVE 6 hasta fin de año


El Ministrio de Hacienda del Gobierno español, Cristóbal Montoro, ha anunciado la extensión de la sexta fase del Plan PIVE hasta por lo menos fin de año.

El Gobierno anuncia la prórroga del Plan PIVE 6 hasta final de año
El Gobierno anuncia la prórroga del Plan PIVE 6 hasta final de año

El exitoso plan gubernamental había llegado a su fin la pasada semana cuando se agotaron los 175 millones de euros previstos por el Ejecutivo como dotación en su arranque el pasado mes de junio.

Este anuncio ha devuelto la tranquilidad al sector, que esperaba un parón importante en las ventas en un año marcado por el crecimiento constante, culminado en octubre con un aumento de más del 26% en las matriculaciones y un total de 716.746 unidades matriculadas en lo que va de año (un 18,1% más que el año pasado a estas alturas).

De hecho, las grandes patronales del sector, Anfac, Ganvam y Faconauto, han cifrado en 175.000 los viejos vehículos que el Plan PIVE 6 ha permitido reemplazar y sacar de nuestro parque automovilístico, al tiempo que ha ayudado a ingresar casi 2.000 millones de euros en las arcas públicas, en concepto de impuestos y tasas.

No obstante y pese al anuncio llevado a cabo por el Gobierno, aún falta por definir la dotación presupuestaria ya que, como dijo el propio Ministro, va a ser preciso liberar una partida de los presupuestos con la que no se contaba inicialmente para poder prorrogar el Plan PIVE.

Recordemos que el Plan PIVE, que arrancó en octubre de 2012, consiste en una ayuda directa de 2.000 euros para la adquisición de vehículos más eficientes. Los únicos requisitos, la entrega de un coche con más de 10 años de antigüedad y que las emisiones del nuevo vehículo no excedan de 160 grs./km. y su precio no supere los 25.000 euros sin IVA.

Arranca la sexta edición del Plan PIVE


La sexta edición del Plan PIVE ya está en marcha de forma oficial, una vez que el plan gubernamental ha sido publicado en el Boletín Oficial del Estado este vienes.

La sexta edición del Plan PIVE ya está en marcha
La sexta edición del Plan PIVE ya está en marcha

Como las otras cinco fases anteriores, el objetivo de la iniciativa es renovar el parque automovilístico español y hacerlo más eficiente y sostenible, desde un punto de vista energético y medioambiental.

Las condiciones del nuevo Plan PIVE no varían en lo que a qué coches son objeto de renovación, su precio máximo del coche a adquirir  (25.000 euros sin IVA) o el tipo de coche elegido, modelos de menor consumo absoluto o con vehículos con mayor capacidad de transporte de personas o para familias numerosas. Además, las ayudas mantendrán la subvención actual de 2.000 euros por turismo (1.000 euros aportados por el Estado y 1.000 euros por los fabricantes, de forma directa.

No obstante, se incorporan algunas novedades, como la obligación de los puntos de venta o de los concesionarios adheridos de sensibilizar a los beneficiarios sobre la conducción eficiente, con la entrega de un folleto informativo con técnicas de ahorro de combustible.

Por otro lado, el Plan PIVE, que continuará siendo gestionado a través del Instituto para la Diversificación y Ahorro de la Energía (IDAE), ampliará dicha cuantía hasta los 3.000 euros (1.500 aportados por la marca y  otros 1.500 por el Gobierno) para los supuestos de familias numerosas que compren un vehículo con más de cinco plazas así como para personas discapacitadas que adquieran un modelo adaptado.

Asimismo,también se beneficiarán de este Plan las personas que compren un coche nuevo a cambio de achatarrar un vehículo comercial de más de siete años de antigüedad.

El Plan PIVE 6 cuenta con una dotación presupuestaria de 175 millones de euros, con los que se estima que se podrá llevar a cabo la renovación de 175.000 vehículos. El plazo de vigencia del plan es de un año o, como ocurrió en las otras ocasiones, cuando se agoten los fondos.

Las previsiones del Gobierno contemplan que estos 175.000 nuevos automóviles generarán un ahorro de combustible de 60 millones de litros al año.

Esta sexta edición responde nuevamente a las demandas del sector, que ante el éxito arrollador de las ediciones anteriores, han solicitado al Ejecutivo su renovación con carácter casi de urgencia.

No olvidemos que desde su entrada en vigor en 2012, el Plan PIVE ha permitido la sustitución de alrededor de 450.000 vehículos antiguos por otros nuevos, más seguros y eficientes. Y lo más importante, esta iniciativa gubernamental ha logrado revertir la dinámica descendente en cuanto a ventas de vehículos, que el mercado nacional venía acusando de forma reiterada y constante desde el inicio de la crisis allá por el año 2008.