Williams podría repescar a Felipe Massa si Valteri Bottas ficha por Mercedes


Aunque suena a inocentada, la noticia de la que se ha hecho eco Autosport dista mucho de ser una broma y es que Felipe Massa podría volver a Williams, eso sí, siempre y cuando Valteri Bottas acabase recalando en Mercedes.

Felipe Massa podría volver a Williams si Bottas se marcha a Mercedes
Felipe Massa podría volver a Williams si Bottas se marcha a Mercedes

Según la publicación británica, Mercedes habría realizado una segunda intentona para hacerse con los servicios del finlandés, ante la negativa de Williams a pesar de la suculenta oferta que le habían realizado (un descuento millonario en los motores suministrados por la firma alemana y la cesión de Pascal Wehrlein como piloto).

Un posible cambio de planes en Williams

El hándicap en todo caso es el mismo. La necesidad imperiosa manifestada por Pat Symonds y, en general, desde la cúpula de Williams en contar con al menos con un piloto experto en sus filas.

Sin embargo, por las recientes declaraciones de Claire Williams a la BBC, da la sensación que la firma que dirige podría estar reculando en sus intentos de retener a Bottas. Eso sí, siempre que como la directiva británica afirmó: «Si viene un piloto experimentado,  una alternativa creíble sería posible».

Felipe Massa, un adiós con sabor a un hasta luego
Felipe Massa, un adiós con sabor a un hasta luego

¿El por qué de este cambio de postura? La entrada en escena de Martini, el principal sponsor de la escudería británica, que habría exigido a Williams la necesidad de tener un piloto de al menos 25 años para poder promocionar sus bebidas en determinados países.

De hecho, recordemos que la presentación de su nuevo fichaje, Lance Stroll, se tuvo que aplazar hasta que el joven piloto canadiense cumplió 18 años el pasado mes de noviembre.

Seis millones de euros para devolver a Massa

Suponiendo que esto fuese posible y, finalmente, Williams se aviniese a abrirle las puertas a Bottas, el problema que se le plantearía ahora al equipo británico es evidente: ¿Dónde encontrar un piloto experto que pudiese reemplazar con garantías al finlandés?

Pues bien, ante la imposibilidad de encontrar hoy por hoy algo en el mercado, Williams habría hecho una oferta mareante a Felipe Massa con el fin de convencer al ex-piloto carioca para volver al seno del equipo de Grove.

En concreto, algunos medios de la prensa brasileña han cifrado en nada menos que seis millones de euros la cantidad que el equipo británico habría puesto encima de la mesa para convencer al piloto brasileño, quien recientemente publicaba una foto en su cuenta de Instagram junto a su familia, rumbo a sus vacaciones.

En todo caso, las espadas siguen en todo lo alto ya que Mercedes anunció la pasada semana que no hará público el nombre del sustituto de Nico Rosberg hasta principios del próximo mes de enero.

 

 

 

 

Pat Symonds considera «crucial» la permanencia de Valteri Bottas en Williams


En una entrevista concedida por Pat Symonds al rotativo deportivo italiano La Gazzetta dello Sport,  el actual Director Técnico de Williams ha querido echar agua al vino de los que apostaban por Valteri Bottas como sustituto de Nico Rosberg en Mercedes el próximo año.

valteri-bottas
La continuidad de Bottas en Williams, considerada como «crucial» por Pat Symonds

En un nuevo episodio del culebrón en el que se está convirtiendo la carrera por la sucesión del último campeón del mundo de Fórmula 1, Symonds le ha querido mandar un dardo envenenado a Toto Wolff, especialmente desde que se ha sabido que Mercedes estaría negociando con Williams el traspaso del piloto finlandés.

Una negociación en la que, según Autosport, la firma alemana le habría ofrecido a la firma de Grove no sólo una rebaja anual de 10 millones de libras (unos 11,9 millones de euros) en los costes de sus motores sino también la cesión de Pascal Wehrlein como piloto.

Sin embargo, todo apunta a que la escudería británica habría rechazado la oferta. Por ello, Symonds ha querido cortar de raíz la sola posibilidad de la marcha de su primer espada rumbo a Mercedes.

Así pues, en su entrevista Symonds se mostró tajante al considerar a Bottas como la piedra angular sobre la que Williams debe cimentar sus mejoras, con el fin de volver a ser alternativa a Mercedes y, sobre todo, a Ferrari y Red Bull,  como lo fue entre 2014 y 2015.

Además, y como es comprensible, Symonds estima que resultaría muy arriesgado dejar toda la estrategia de un equipo en teoría puntero como Williams en manos de dos pilotos sin apenas experiencia competitiva al máximo nivel, como son Stroll y Wehrlein.

«Contaremos con Lance Stroll en su temporada de debut, sin experiencia en Fórmula 1 por lo que retener a Bottas es crucial para nuestro éxito». dijo el actual responsable técnico de Williams..

«La gente a menudo infravalora la importancia de la continuidad en un equipo. A pesar de todas las herramientas con las que contamos, un piloto es el vínculo final entre los ingenieros y los datos que han de ser intepretados», añadió.

«Puedes reemplazar a uno de ellos, pero necesitarás al otro como referente, especialmente en una temporada como la 2017 en la que habrá tantos cambios. Perder a Valteri tendría graves consecuencias en el equipo», concluyó Symonds..

En caso de concretarse la palmaria negativa de Williams de deshacerse de Bottas despejaría de forma casi definitiva el camino a Pascal Wehrlein hacia el segundo volante de Mercedes, ya que el resto de posibles candidatos se han ido descartando paulatinamente estos últimos días.

El último y quizás el más serio, Fernando Alonso, confirmó ayer que su único objetivo era ganar el Mundial con McLaren.

 

Valtteri Bottas despide la pretemporada en Barcelona con el mejor tiempo del día


La pretemporada 2015 de Fórmula 1 ha echado el cierre con la sensación de que hay varios equipos (Mercedes, Ferrari y Williams) están donde querían estar mientras que el resto, con especial atención a McLaren y Force India, aún tienen trabajo por delante de aquí al GP de Australia, prueba inaugural de esta temporada.

Gran día para Williams y Valtteri Bottas
Gran día para Williams y Valtteri Bottas

Con muchos de los equipos ya pensando en la vuelta a sus respectivos cuarteles generales y con la inmensa mayoría, con las maletas prácticamente hechas desde ayer, la jornada no tuvo excesiva historia, salvo el enésimo mamporro de Pastor Maldonado, que provocó la detención de las pruebas durante un buen rato.

Lo más importante, el mejor tiempo del día, que corrió a cargo del Williams de Valtteri Bottas. El finlandés rápidamente se aupó al frente de la tabla de tiempos y ya no fue superado. Marcó su mejor registro en una simulación de una jornada de calificación. con el neumático superblando de Pirelli, a más de medio segundo del resto de rivales.

El segundo fue el Ferrari de Sebastian Vettel, que se dio otro gran atracón a bordo del SF15-T. El tetracampeón centró casi toda la jornada en realizar las últimas pruebas aerodinámicas y, sobre todo, en realizar simulaciones de carrera y contrastar el rendimiento del monoplaza con su cada vez más fiable comportamiento en pista.

El avance de los de Maranello es innegable y, aunque como ellos mismos han reconocido, están aún lejos de Mercedes lo cierto es que han logrado igualar su poder con el de otras escuderías hasta hace poco igualmente inaccesibles como Williams o Red Bull.

La mejoría de Ferrari, hoy con Sebastian Vettel, es innegable
La mejoría de Ferrari, hoy con Sebastian Vettel, es innegable

Otro que hoy ha vuelto a brillar con luz propia ha sido Felipe Nasr. El piloto carioca ha vuelto a sacarle todo el jugo posible al nuevo Sauber C34 y ha parado el crono en el tercer lugar, a menos de un segnudo de Bottas y muy cerca de Vettel.

Parece evidente que, con el nuevo palizón de hoy -otras 159 vueltas más que añadir a la lista- el equipo suizo ha demostrado que si siguen en estos términos de fiabilidad y ritmo, serán sin duda unos animadores muy interesantes esta temporada.

Por su parte, Max Verstappen ha marcado un meritorio cuarto tiempo a bordo del Toro Rosso STR10, en un día aparentemente tranquilo, dedicado en su mayor parte a continuar recabando información valiosa relativa a las últimas actualizaciones instaladas, especialmente las aerodinámicas.

Pero sobre todo, el joven piloto holandés ha podido continuar acumulando kilómetros a sus espaldas y continuando su proceso de adaptación a la nueva categoría de forma absolutamente satisfactoria.

Quienes siguen mostrando dudas son Red Bull, con Daniel Ricciardo poniendo el cierre a unos tests invernales, llenos de altibajos en su rendimiento y fiabilidad.

Nico Rosberg dio una tregua a sus rivales hoy
Nico Rosberg dio una tregua a sus rivales hoy

En esta ocasión, un problema en el ERS de su monoplaza obligó a posponer la salida a pista del australiano en la jornada matutina. Finalmente, tras solventar la incidencia, Ricciardo pudo saltar a pista por la tarde y, después de ensayar tandas cortas y largas, acabó firmando el quinto mejor registro del día.

Por otra parte, quienes continúan en plena progresión ascendente son Force India, quienes se han vuelto a machacar hoy sobre el asfalto del Circuito de Cataluña con su nuevo VJM08. Necesitados del mayor número de kilómetros posibles, hoy con Sergio Pérez al volante, la escudería de Silverstone  ha vivido una plácida sesión, marcada por la excelente fiabilidad del joven monoplaza.

Aunque, por razones obvias, no han podido realizar las simulaciones tanto de calificación como de carrera que otros equipos sí han podido llevar a cabo, lo cierto es que la cantidad de datos recopilados gracias al buen funcionamiento del coche estos tres días, han permitido al equipo irse de Barcelona con la moral alta y con bastante parte del trabajo hecho.

Para finalizar, la nota negativa ha venido de parte de Pastor Maldonado, una vez más fiel a su cita con la grúa. Un error de conducción del venezolano dio con su Lotus contra las barreras de la curva 4 cuando apenas llevaba 36 vueltas.

Aunque había bastante tiempo por delante para intentar reparar el maltrecho E23, los daños sufridos por el monoplaza hicieron imposible retomar el trabajo en pista y tuvieron que despedirse prematuramente de la pretemporada, aunque con mucha mejor pinta que el año pasado sin ir más lejos.

Lo que, por desgracia, ya no es noticia es el nuevo fiasco de McLaren. Cuando Jenson Button a primera hora de la mañana apenas llevaba dos vueltas en pista, un problema en un sensor del motor Honda obligó a retirar nuevamente la unidad de potencia.

Esto dio por finalizado el trabajo durante la mañana y, aunque el británico pudo volver a pista, bien entrada la tarde, sólo pudo rodar 28 vueltas más en las que la cautela fue protagonista, lo que motivó que su tiempo fuese finalmente el penúltimo de todos.

Los mecánicos de Red Bull remolcando el RB11 tras su problema con el ERS
Los mecánicos de Red Bull remolcando el RB11 tras su problema con el ERS

La última clasificación de los tests invernales de este año ha sido la siguiente:

1º) Valtteri Bottas (Williams Mercedes), 1’23»063, en 89 vueltas

2º) Sebastian Vettel (Ferrari), 1’23»469, en 129 vueltas

3º) Felipe Nasr (Sauber Ferrari), 1’24»023, en 159 vueltas

4º) Max Verstappen (Toro Rosso Renault), 1’24»527, en 85 vueltas

5º) Daniel Ricciardo (Infiniti Red Bull Renault), 1’24»638, en 72 vueltas

6º) Sergio Pérez (Force India Mercedes), 1’25»113, en 130 vueltas

7º) Nico Rosberg (Mercedes AMG), 1’25»186, en 148 vueltas

8º) Jenson Button,(McLaren Mercedes), 1’25»327, en 30 vueltas

9º) Pastor Maldonado (Lotus Mercedes), 1’28»272, en 36 vueltas

Valtteri Bottas domina el primer día de tests en Yas Marina


El equipo Williams sigue en estado de gracia y en la primera jornada de tests disputada hoy en Yas Marina, su piloto Valtteri Bottas ha sido el más rápido del día, en una jornada en la que el finlandés se dedicó a probar a fondo unos prototipos de los compuestos superblandos de Pirelli.

Valtteri Bottas, el más rápido en la primera jornada de tests en Abu Dhabi
Valtteri Bottas, el más rápido en la primera jornada de tests en Abu Dhabi

Curiosamente, el finlandés marcó su tiempo a falta de sólo 15 minutos del final y tras 80 vueltas, un crono tan solo cinco décimas más rápido que el segundo mejor del día, marcado por Kimi Raikkönen. El finlandés de Ferrari se centró en la puesta a punto del F14 T en la jornada matutina, mientras que por la tarde probaron numerosas tandas, corta y largas  y en realizar una primera evaluación de los neumáticos de Pirelli del año que viene.

El tercero más rápido ha sido Nico Rosberg. El subcampeón del mundo se ha dado hoy la paliza de la jornada, al rodar durante 114 vueltas al trazado de Abu Dhabi. Aun así no ha podido superar a los dos finlandeses y paró el crono a medio segundo de Bottas. Un día sin duda intenso para el alemán, en el que además de exprimir a fondo los compuestos para 2015, el equipo alemán probó varias configuraciones distintas y empezó a implementar piezas que veremos en el monoplaza del año que viene.

Sorprendió el excelente tiempo del debutante Jolyon Palmer
Sorprendió el excelente tiempo del debutante Jolyon Palmer con Force India

Sorprendió la cuarta plaza del británico Jolyon Palmer. El recientemente coronado como campeón de la GP2 fue el encargado de subirse en el Force India en el día de hoy y acabó en el cuarto puesto pese a vivir un día más bien accidentado. Un problema mecánico sufrido al final de la jornada matinal motivó que el monoplaza indio se pasase casi todo el resto del día en el garaje.

Otro que se dio un buen atracón de coche fue Carlos Sáinz Jr., el elegido por Red Bull para este primer día de pruebas. El campeón de las World Series probó a fondo el RB10 durante 100 vueltas,  una cantidad importante para un debutante como él y marcó el quinto mejor tiempo del día. La jornada dio tiempo al equipo para recoger infinidad de datos aerodinámicos procedentes de piezas destinadas al monoplaza de la próxima temporada y de las pruebas realizadas con los compuestos del año que viene.

Hay que reseñar también la buena actuación de Will Stevens que, tras su debut el pasado GP de Abu Dhabi, repitió en los tests de hoy marcando el séptimo mejor tiempo, después de una agotadora jornada en la que el británico dio nada menos que 102 vueltas.

Interesante jornada vivida por Carlos Sáinz Jr. a bordo del Red Bull RB10
Interesante jornada vivida por Carlos Sáinz Jr. a bordo del Red Bull RB10

También tomaron parte de esta sesión de pruebas pilotos como Max Verstappen con Toro Rosso, que se llevó un buen susto tras sufrir un accidente y por el que no pudo salir hasta la tarde, Charles Pic con Lotus y Marcus Ericsson con Sauber.

La cruz vino de parte de McLaren. El belga Stoffel Vandoorne apenas tuvo oportunidad de dar un par vueltas antes de que el MP4-29H1/X1 equipado con el nuevo motor Honda se parase por problemas eléctricos. Unos problemas que le impidieron saltar a la pista hasta bien entrada la tarde. De hecho, sólo pudo dar una vuelta más antes de retirarse al box a la espera de mejor ocasión.

La jornada de mañana presentará cambios en la práctica totalidad de los equipos, salvo Will Stevens, Max Verstappen y Stoffel Vandoorne, que repetirán en Caterham, Toro Rosso y McLaren, respectivamente.

Así pues, la jornada del miércoles podremos ver muchas caras nuevas. De hecho, sólo Daniel Ricciardo, que se sentará al volante el Red Bull, el resto será gente muy joven y ciertamente desconocida. Por ejemplo, Raffaele Marciello estará en Ferrari mientras que el alemán Pascal Wehrlein hará lo propio en Mercedes. Por su parte, el campeón de la GP3 de este año, Alex Lynn, probará con Lotus.

Decepción profunda en McLaren por los problemas sufridos por su nuevo motor Honda
Decepción profunda en McLaren por los problemas sufridos por su nuevo motor Honda

 

La tabla definitiva de tiempos, tras la primera sesión de tests en Yas Marina quedó de la siguiente forma:

1º) Valtteri Bottas (Williams Mercedes): 1’43»396, en, 80 vueltas

2º) Kimi Raikkonen (Ferrari): 1’43»888, en 81 vueltas

3º) Nico Rosberg (Mercedes AMG): 1’44»512, en 114 vueltas

4º) Jolyon Palmer (Force India Mercedes): 1’45»516, en 37 vueltas

5º) Carlos Sáinz Jr. (Infiniti Red Bull): 1’45»339 en 100 vueltas

6º) Will Stevens (Caterham Renault): 1’45»436, en 102 vueltas

7º) Charles Pic (Lotus Renault): 1′ 46»167s, en 89 vueltas

8º) Marcus Ericsson (Sauber Ferrari): 1’46»253, en 95 vueltas

9º) Max Verstappen (Toro Rosso Renault): 1’47»194, en 55 vueltas

10º) Stoffel Vandoorne (McLaren Honda), sin tiempo registrado, en 3 vueltas

GP de Abu Dhabi: Lewis Hamilton gana y se proclama campeón del mundo 2014


No hubo lugar a la sorpresa y la última carrera de la temporada, lejos de ofrecernos una lucha a brazo partido entre los dos aspirantes al título, no hubo el más mínimo atisbo de lucha ni de rivalidad. Ni siquiera de emoción.

Imagen del último pódium de la temporada, con Hamilton de nuevo como protagonista
Imagen del último pódium de la temporada, con Hamilton de nuevo como protagonista

Y es que la carrera tenía todos los ingredientes para haber pasado a la historia de la Fórmula 1, por más que Hamilton partiese con las máximas probabilidades de ser campeón. Los 17 puntos de ventaja del británico sobre su compañero en teoría habrían sido suficientes para hacerse con el título pero la doble puntuación dejaba todo en el aire.

Sin embargo desde el primer momento en el que se dio la salida se vio que ése no iba a ser el día de Nico Rosberg. El alemán probablemente vivió el peor día de su carrera como piloto de élite en el que debía haber sido su momento. Hundido en la salida, machacado por su compañero y para más «inri», su monoplaza falló en el momento menos propicio, dando al traste sus escasas oportunidades de ganar el Mundial. Entonces esa carrera que tanto prometía, pasó a la historia, sí, pero del aburrimiento pues no hubo emoción.

Y como suele ocurrir en estas ocasiones, a río revuelto, ganancia de pescadores. Y quien mejor supo aprovecharse del momento de debilidad de Rosberg fue Williams, que logró colocar a sus dos pilotos en el pódium. En segundo lugar del cajón se aupó un sensacional Felipe Massa, al que acompañó su compañero Valtteri Bottas.

El finlandés puso un excelente colofón a una gran temporada, tanto a nivel individual al firmar un increíble cuarto puesto final en el Mundial de Pilotos, como a nivel de equipo, con el tercer puesto en el Mundial de Constructores.

Rosberg vivió un auténtico calvario hoy en Yas MarinaRosberg vivió un auténtico calvario hoy en Yas Marina
Rosberg vivió un auténtico calvario hoy en Yas Marina

Por último, la carrera tenía el sabor siempre sentimental de las despedidas. Lo hacía Alonso de Ferrari, pero también Vettel de Red Bull, Kvyat de Toro Rosso y, aunque no hay aún confirmaciones oficiales al respecto, todo apuntaba a que la de hoy iban a ser también las últimas carreras de Jenson Button, Jean-Eric Vergne y Kamui Kobayashi en la Fórmula 1.

Desgraciadamente, casi ninguno pudo despedirse de forma brillante ya que la carrera de Ferrari fue penosa y Alonso por poco se queda sin puntuar, Vettel firmaba un discretísmo octavo puesto, Kvyat y Kobayashi abandonaron y Vergne finalizó fuera de los puntos.

Sólo Jenson Button se salvó de la quema, con una gran carrera, marca de la casa, que le ha permitido cerrar de forma brillante su carrera en el Gran Circo con un meritorio quinto puesto, que supo a poco. Además y como ha venido ocurriendo en las últimas pruebas, el británico ha vuelto a barrer del mapa a su compañero Kevin Magnussen, que es con quien casi total seguridad, se quedará como compañero de Fernando Alonso en McLaren el próximo año.

Análisis de la carrera

Todos habíamos convenido en que uno de los momentos más cruciales del día iba a ser la salida. Todos esperábamos algo de guerra, sobre todo porque si alguien tenía que arriesgar, ése iba a ser Nico Rosberg. El alemán debía ganar la carrera y esperar el fallo de Hamilton ya que un simple doblete como el vivido en Interlagos le daría el título al británico.

Sin embargo, nada de eso ocurrió. Rosberg se quedó clavado como una estaca y Hamilton le rebasaba con la misma facilidad que se le quita un caramelo a un niño. Y ahí se acabó el Mundial pues el británico no desaprovechó esa oportunidad y se puso a tirar como un diablo para poner pies en polvorosa.

Lewis Hamilton lideró la prueba desde el primer momento
Lewis Hamilton lideró la prueba desde el primer momento

Por detrás, Rosberg no fue el único que salió mal. También Bottas perdía contacto con la cabeza, al igual que Daniil Kvyat, al tiempo que Jenson Button lograba auparse a la cuarta plaza, gracias a un excelente arranque. Aunque la salida fue limpia, no estuvo exenta de incidentes y así Kevin Magnussen se quejaba de problemas en la suspensión, tras un toque con el Force India de Hulkenberg. El alemán, en un exceso de «ardor guerrero», cerró más de la cuenta la trayectoria y tocó al McLaren del danés, lo que provocó una sanción de Stop & Go de cinco segundos al piloto del equipo indio.

Las cosas se tranquilizaron bastante hasta alcanzar el primer pitstop, cuya ventana se abrió relativamente rápido. Con apenas seis vueltas, Alonso y Sutil fueron los primeros en iniciar las hostilidades, seguidos prácticamente una vuelta después por el resto de rivales. Sólo los dos Red Bull, que ya estaban en la zona de puntos, se mantuvieron en pista ya que optaron por salir con los compuestos duros.

En esas estábamos cuando Valtteri Bottas, que venía remontando le robó la cartera a Button y Alonso en su parada, ganando dos puestos de golpe y empezó a mostrar los primeros atisbos del excelente ritmo de carrera que luego mostraron los dos Wlliams.

Por delante, nada relevante. Un monólogo de Lewis Hamilton ante un impotente Nico Rosberg, al que pedían por radio empujar a muerte cuando en la vuelta 11 entraba el británico por vez primera, ante la atenta mirada de todos. No podía haber ningún fallo, el pitstop debería ser perfecto, más que nada para eviitar suspicacias de tratos de favor hacia Rosberg. Y todo fue perfecto. Un pitstop impecable que vino acompañado de los primeros problemas para Rosberg.

Mientras que por delante la distancia entre los dos Mercedes iba en aumento, Ricciardo luchaba con los dos Williams por el tercer lugar del cajón. Por detrás sólo quedaba la emoción de ver quién accedía a la zona de puntos, empezando por Sebastian Vettel que, como su compañero, había comenzado su particular remontada.

Excelente carrera de Felipe Massa
Excelente carrera de Felipe Massa

El problema para el alemán es que se encontró de bruces con Kevin Magnussen. El danés se convirtió en una pared insalvable para el tetracampeón, lastrado por una sensible inferioridad mecánica y una menor velocidad punta, Vettel vivió un auténtico calvario durante más de seis vueltas, lo que acabó por arruinar su estrategia y, por extensión, sus aspiraciones al pódium.

Sigue leyendo «GP de Abu Dhabi: Lewis Hamilton gana y se proclama campeón del mundo 2014»

GP de Rusia: Lewis Hamilton se pasea en Sochi y Mercedes gana el Mundial de Constructores


Lewis Hamilton tiene el honor de haber sido el primer piloto en inscribir su nombre en la lista de vencedores del nuevo GP de Rusia, en uno de los trazados más aburridos y anodinos del Gran Circo actual, en una carrera sin ninguna historia.

Lewis Hamilton, una vez más en lo más alto del cajón en SochLewis Hamilton, una vez más en lo más alto del cajón en Soch
Lewis Hamilton, una vez más en lo más alto del cajón en Sochi

Con la victoria de hoy, la novena de la temporada y la cuarta consecutiva desde el parón veraniego, el británico asesta un duro golpe al campeonato del Mundo de Pilotos y vuelve a horadar la moral de su compañero Nico Rosberg. El piloto alemán, pese a su segundo puesto hoy, ha tenido que darse una enorme paliza debido a un error en la segunda curva que le obligó a entrar en boxes en la primera vuelta y remontar desde las últimas posiciones con un único juego de neumáticos.

Este nuevo doblete, el noveno del año para Mercedes, además, trae aparejada la consecución de forma matemática del primer Mundial de Constructores en la historia del equipo, rompiendo con la hegemonía de Red Bull de los últimos cuatro años.

En el puesto más bajo del cajón se ha situado un magistral Valtteri Bottas. El finlandés de Williams, el principal beneficiario del error incial de Rosberg, hizo lo que buenamente pudo ante Lewis Hamilton. Aunque en un primer momento pareció que iba a disputarle de tú a tú la carrera al británico, éste acabó por triturarle sin piedad.

Además, tuvo que entregar la cuchara ante el empuje de Nico Rosberg, con el que mantuvo un interesante duelo final por la segunda plaza que, aunque se saldó con la ventaja del alemán, al menos le permitió a Bottas conseguir su primera vuelta rápida en carrera, con un último giro espectacular.

Por lo demás, la carrera fue aburridísima, cuyo único momento de emoción se vivió instantes antes del inicio de carrera, con un sentido homenaje de la totalidad de los pilotos a Jules Bianchi, que la organización trató de aprovechar a la mayor gloria del gobierno ruso, con la connivencia cobarde de la FOM, con Bernie Ecclestone a la cabeza.

Fernando Alonso finalizó en sexta posición, en una carrera que pasó prácticamente sin pena ni gloria para el asturiano, más pendiente de su futuro -cada vez más lejos de Ferrari- que, de nuevo, acabó en tierra de nadie.

Análisis de la carrera

La salida nos dejó una interesante lucha por la primera plaza entre Nico Rosberg y Lewis Hamilton. El británico, con una salida muy conservadora, se vio sorprendido por el feroz ataque de su compañero por el interior. Sin embargo y aunque el alemán logró situarse en primera posición, al llegar a la segunda curva lo hizo pasadísimo de vueltas, lo que provocó una tremenda frenada y un bloqueo espectacular que además le llevó a salirse de la curva.

Momento de la pasada de frenada de Nico Rosberg en la segunda curva
Momento de la pasada de frenada de Nico Rosberg en la segunda curva

Por detrás, la salida fue bastante limpia con Fernando Alonso una vez más realizando un excelente arranque que le permitió ganar dos posiciones, aprovechando entre otras cosas la pésima salida del héroe local, Daniil Kvyat que, sorprendentemente, había salido desde la quinta plaza.

Además de que tuvo que ceder su posición a Lewis Hamilton precisamente por saltarse la curva, Nico Rosberg comenzó a referir unas terribles vibraciones en su monoplaza. El motivo era bien sencillo. La frenada había sido tan brutal que había destruido sus compuestos a las primeras de cambio. Ello llevó a que tuviese que entrar en boxes en la primera vuelta, tirando aparentemente por tierra el trabajo del alemán para la carrera.

Por ese motivo, los estrategas de Mercedes apostaron por cambiar los compuestos blandos de Rosberg por un juego de duros y tirar para adelante toda la carrera, esperando que aguantasen lo máximo posible. Una locura, habida cuenta que quedaban 52 vueltas por delante pero era eso o tirar la carrera y casi con total seguridad, el campeonato.

Por delante, Lewis Hamilton decidió aprovechar la ocasión y sacó su martillo a pasear y pronto se distanció de sus perseguidores, salvo Valtteri Bottas. Durante las primeras vueltas, el finlandés fue el único capaz de aguantarle el pulso al británico, que apenas sí podía distanciar en un par de segundos a su rival.

Fernando Alonso sólo pudo ser sexto en una nueva decepción de Ferrari
Fernando Alonso sólo pudo ser sexto en una nueva decepción de Ferrari

La carrera estaba siendo tan sumamente previsible y aburrida, sólo aderezada con duelos como el del Magnussen y Jean-Eric Vergne o el duelo entre los dos Red Bull, que muy pronto comenzaron a definirse las posiciones, siempre a falta de saber si Nico Rosberg y Felipe Massa, los únicos que habían parado, podrían remontar y auparse a los puestos de cabeza.

Por detrás, Jenson Button aupado de forma sorprendente a la cuarta plaza, comenzó a abrir hueco con respecto a Fernando Alonso mientras que el asturiano hacía lo propio con respecto a Ricciardo -que, de forma extraña, entró a realizar su primer y único pitstop en la vuelta 12- y Vettel, más preocupados por su particular duelo fratricida que de dar caza a al español.

Hubo que esperar casi 20 vueltas a que Lewis Hamilton dejase de jugar al gato y al ratón con Bottas y le asestase el golpe de gracia, aprovechando que los compuestos del finlandés ya no daban más de sí. El británico además era plenamente consciente de que, según las previsiones del equipo y siempre que sus compuestos resistieran, estaba ya de forma casi matemática en el pódium, por lo que aceleró el ritmo y la distancia con respecto a su perseguidor pasó a ser superior a las 10 segundos, merced a dos o tres vueltas magistrales.

Con todos los pitstops realizados, y con la perspectiva de ir todos a una sola parada -salvo Felipe Massa, al que montaron un juego de blandos en la primera vuelta y obligatoriamente tendría que pasar por boxes una segunda vez- las cosas se normalizaron bastante, hasta el punto que la carrera entró en un punto de aburrimiento que fue casi total hasta el final de la carrera. De hecho, lo único reseñable hasta el final fue un trompo de Adrian Sutil tras un leve toque con Romain Grosjean -que le supuso un Stop & Go de cinco segundos al galo- y la incertidumbre de si los compuestos de Rosberg, que en la vuelta 30 ya era segundo, podrían resistir hasta el final.

Gran fin de semana para Valtteri Bottas, que se llevó la tercera plaza
Gran fin de semana para Valtteri Bottas, que se llevó la tercera plaza

Y vaya que si resistieron. No sólo no se desfondaron sino que además, le permitieron mantener con Valtteri Bottas un bonito duelo final en el que ambos pilotos se disputaron la vuelta rápida de carrera, algo que se llevó in extremis Bottas con una espectacular última vuelta.

Un hecho que tendría que llevar a reflexión en el seno de Pirelli ya que, parece absolutamente increíble que un neumático con 52 vueltas a sus espaldas no sólo no se desfondó sino que le permitió a su piloto marcarse un buen número de vueltas rápidas en carrera. Tan increíble como que Esteban Gutiérrez pudiese resistir 40 vueltas con los compuestos blandos sin excesivos problemas.

Tras un largo tira y afloja entre entre Rosberg y Bottas, el duelo por la segunda plaza se saldó a favor del alemán, mientras que por detrás sólo Fernando Alonso y Daniel Ricciardo dejaron algo de interés en su lucha por la sexta plaza.

Con el Ferrari del asturiano peleando por economizar combustible, el Red Bull de Ricciardo se acercó a algo menos de un segundo y, aunque se acercó a algo menos de un segundo, el español no vio en ningún momento en peligro su posición, hasta el punto que a falta de cinco vueltas, el australiano se rindió, dejando las cosas como estaban prácticamente desde hacía 20 vueltas.

Lo mejor y lo peor del día

Desgraciadamente, la carrera fue tan soporífera que poco o nada más hubo reseñable desde el punto de vista positivo. Si acaso, la enésima demostración de fuerza por parte de Lewis Hamilton, que sigue demostrando que le tiene absolutamente tomada la medida a su compañero, el cual está fiando toda su suerte al GP de Abu Dhabi y su doble puntuación para salvar un Mundial que, hoy por hoy, parece totalmente perdido.

Jenson Button renace con una magnífica cuarta plaza
Jenson Button renace con una magnífica cuarta plaza

En este sentido, Nico Rosberg también ha sido protagonista por partida doble hoy. En primer lugar porque ha vuelto a cometer un grave error que, en condiciones normales, le debería haber costado no sólo el pódium sino incluso el Mundial. Su pasada de frenada en la salida y su posterior salida de pista demuestran lo nervioso que está ante la superioridad cada vez más evidente de su compañero.

Este error le obligó a pasar por boxes de forma prematura y afrontar toda la carrera con un único juego de compuestos duros que, por fortuna para él, aguantaron nada menos que 52 vueltas y le permitieron protagonizar un  asombrosa remontada, en la que pasó de la 18ª plaza a la segunda en apenas 30 vueltas.

Muy bien los dos McLaren, sobre todo Jenson Button, que ha cuajado hoy una excelente carrera. El británico, ahora que su cabeza parece más en juego que nunca, ha vuelto a mostrarse sobrio en su conducción y muy rápido durante todo el fin de semana y rozó el pódium, algo que tuvo al alcance de la mano debido al incidente incial de Rosberg. Sólo la evidente inferioridad mecánica de su MP4/29 con respecto al Williams y al Mercedes impidió que el simpático piloto británico volviese al cajón.

Por su parte, hay que decir que también brilló con luz propia Kevin Magnussen. El danés, muy gris durante este último tercio de temporada, acompañó en los puntos a su compañero tras una carrera en la que mostró un gran ritmo y una seguridad que nos recordó al prometedor piloto que debutó en Australia con un pódium.

Por último, no podemos olvidarnos del buen hacer de Sergio Pérez, que arrancó un punto a un Force India, cada vez en horas más bajas, saltándose incluso las recomendaciones que de forma desesperada le lanzaban desde el box para que ahorrase combustible, o la consolidación de Marcus Ericsson, que parece cada día más asentado en Caterham.

Sergio Pérez arañó un punto pese a las advertencias del box de Force India
Sergio Pérez arañó un punto pese a las advertencias del box de Force India

En cambio, la prueba nos dejó varias notas negativas. La primera, la mala suerte que parece perseguir a Felipe Massa. En un circuito muy propicio a los intereses de Williams, como se pudo ver con Bottas, una avería en la sesión de calificación le dejó fuera de la Q1, teniendo que partir en la 18ª plaza. Esto obligó a una estrategia tan osada como suicida, visto lo visto aunque comprensible por el hecho de que nadie esperaba que el asfalto del circuito de Sochi fuese tan poco agresivo con los compuestos.

El brasileño tomo la salida con los compuestos duros y paró en la primera vuelta a montar los blandos, pensando que le darían para remontar y que todos entrarían al menos una segunda vez. Sin embargo y aunque este juego le duró bastante y le dio para remontar hasta meterse en puestos de puntos, tuvo que entrar una segunda vez en boxes para volver a montar los compuestos duros y cayó de nuevo en la clasificación. Para más inri salió con tráfico y se encontró en medio de la batalla por la 10ª plaza con Vergne y Sergio Pérez y aunque Massa pudo con el francés, el mexicano -un auténtico hueso duro de roer en estas lides- se acabó llevando el gato al agua.

Sorprende la dejadez de Sebastian Vettel, uno de los pilotos más competitivos del paddock pero al que, seguramente, las duras palabras de Helmut Marko acerca de que ya no necesitan a un corredor como él, dichas en vísperas de la carrera, no debieron sentar muy bien al tetracampeón que cumplió el expediente y se dedicó a pasearse por Sochi como una sombra y, aunque tuvo un atisbo de combatividad peleando por la quinta plaza con su compañero Ricciardo, pronto bajó los brazos.

No ha sido un buen fin de semana para Red Bull en Rusia
No ha sido un buen fin de semana para Red Bull en Rusia

En cierto modo, la situación en carrera del alemán fue muy similar a la vivida por Fernando Alonso. Ambos estuvieron navegando por tierra de nadie y sin excesiva presión, salvo las últimas vueltas en las que Alonso se tuvo que proteger del empuje de Ricciardo pero en ningún momento estuvo exigido y acabó en una cómoda sexta plaza, porque entre otras cosas, su Ferrari F14 T no da para más. Y él, que tiene pie y medio fuera del equipo, lo sabe.

También sorprende el bajísimo estado de forma de un tipo como Nico Hulkenberg. Es cierto que el Force India parece haber llegado al máximo de su evolución hace tiempo y ya no es el monoplaza competitivo que era hasta el parón veraniego. Sin embargo, no es menos cierto que el piloto alemán, duro de pelar donde los haya, está carente de ritmo y de ambición y está siendo plenamente superado por su compañero Pérez durante estas últimas carreras, en las que no está teniendo el protagonismo de otras ocasiones.

Por último, aunque no por ello menos importante -e indignante- no quería dejar pasar el bochornoso espectáculo montado por Bernie Ecclestone y sus amigos a la mayor gloria de Vladimir Putin y su aparato de propaganda. Me parece absolutamente infame el aprovechamiento que Putin hizo del acto de recuerdo a Jules Bianchi minutos antes de arrancar la carrera.

Con todos los pilotos (titulares y reservas) presentes, apostados en la recta de meta, con una hermosa dedicatoria escrita sobre el asfalto en honor al francés y bajo un sobrecogedor silencio, de forma atronadora comenzaron a sonar las notas del himno ruso, aprovechando un acto sincero de reconocimiento al compañero caído, en un acto de reafirmación nacional que poco o nada tenía que ver con el motivo de la reunión.

Los pilotos durante el sentido homenaje a Jules BianchiLos pilotos durante el sentido homenaje a Jules Bianchi
Los pilotos durante su sentido homenaje a Jules Bianchi

De hecho, y de forma espontánea, cuando acabó la patochada del himno y tras retirarse los jerifaltes rusos junto a sus anfitriones Ecclestone y Todt, que se prestaron gustosos a este acto vergonzante, los propios pilotos se volvieron a juntar en un círculo y, de nuevo, recordaron en silencio a Bianchi. Un acto que, dicho sea de paso, nos fue hurtado a todos los espectadores del mundo por la FOM, que retiró de inmediato la señal internacional de ahí y se centró en planos del circuito. Sólo aquellas cadenas de TV que contaban con cámaras con señal propia, como fue el caso de Antena 3 para España, pudieron ofrecer insisto, de forma casi furtiva, alguna imagen del acto. Sencillamente vergonzoso y, como ocurrió en su día con María de Villota, ha vuelto a retratar a sus protagonistas. Para lo bueno y, por desgracia, también para lo malo.

Clasificación de la carrera y del Mundial

Tras 53 anodinas vueltas, la primera carrera de la historia de la Fórmula 1 en Rusia acabó de la siguiente forma:

1º) Lewis Hamiton (Mercedes AMG), en 1h 31′ 50»

2º) Nico Rosberg (Mercedes AMG), a 13,6»

3º) Valtteri Bottas (Williams Mercedes), a 17,4»

4º) Jenson Button (McLaren Mercedes), a 30,2»

5º) Kevin Magnussen (McLaren Mercedes), a 53,6»

6º) Fernando Alonso (Ferrari), a 1’00»

7º) Daniel Ricciardo (Infiniti Red Bull), a 1’01»

8º) Sebastian Vettel (Infiniti Red Bull), a 1’06»

9º) Kimi Raikkönen (Ferrari), a 1’18»

10º) Sergio Pérez (Force India Mercedes), a 1’20»

Lewis Hamilton festejando con sus mecánicos su novena victoria del año
Lewis Hamilton festejando con sus mecánicos su novena victoria del año

La clasificación del Mundial de Pilotos le da un nuevo empujón a Lewis Hamilton en su carrera imparable al título y hunde un poco más a Nico Rosberg, que se queda ya a 18 puntos del británico. Da la sensación que el alemán ha entregado la cuchara  y lo fía todo a la lotería de la última carrera en Abu Dhabi que, como sabemos, puntuará el doble.

Donde tampoco parece haber dudas es en la tercera plaza, que sigue ocupada por Daniel Ricciardo. Donde sí se espera bastante emoción es en la lucha por la cuarta posición, comandada ahora por Valtteri Bottas. El finlandés vuelve a la cuarta plaza, merced a su pódium de hoy, alejando un poco más a Sebastian Vettel y Fernando Alonso, que además cae hasta la sexta plaza en la clasificación.

1º) Lewis Hamilton (Mercedes AMG), 291 puntos.

2º) Nico Rosberg (Mercedes  AMG), 274 puntos

3º) Daniel Ricciardo (Infiniti Red Bull), 199 puntos

4º) Valtteri Bottas (Williams Mercedes), 145 puntos

5º) Sebastian Vettel (Infiniti Red Bull), 143 puntos

6º) Fernando Alonso (Ferrari), 141 puntos

El equipo Mercedes, brillante campeón del mundo de Constructores 2014
El equipo Mercedes, brillante campeón del mundo de Constructores 2014

En lo que se refiere al Campeonato de Constructores, hay que decir que Mercedes se ha proclamado ya campeón de forma matemática mientras que Red Bull parece consolidarse en la segunda plaza. Por el contrario, la lucha por la tercera plaza sigue bastante viva. Williams se destaca sobre Ferrari aunque en el equipo italiano no pueden dormirse en los laureles merced al inesperado resurgimiento de McLaren, que ahora se acerca peligrosamente.

En Maranello dan prácticmente por perdida la tercera plaza pero no contemplan perder la cuarta y menos aún en detrimento de McLaren. Sin embargo, el varapalo que podría suponer para La Scuderia finalizar quintos en el campeonato de Marcas puede ser un varapalo de incalculables consecuencias.

A la espera del anuncio oficial de la incorporación de Sebastian Vettel y la salida de Fernando Alonso del equipo, ahora mismo las aguas baja bien revueltas por Maranello y ser superados por McLaren podría ser el colofón a una temporada nefasta desde todos los puntos de vista.

1º) Mercedes AMG, 565 puntos

2º) Infiniti Red Bull, 342 puntos

3º) Williams Mercedes, 216 puntos

4º) Ferrari, 188 puntos

5º) McLaren Mercedes, 143 puntos

GP de Alemania: Nico Rosberg y Mercedes ganan en casa


El GP de Alemania, disputado en esta ocasión en el trazado de Hockenheim, ha sido de todo menos aburrido. No tanto por la victoria, quizás una de las más fáciles en la carrera del ídolo local, Nico Rosberg, sino por las cosas que en ella se vieron, incluyendo un nuevo y grave accidente de Felipe Massa, afortunadamente sin más consecuencias que un gran susto.

Nico Rosberg, feliz tras su cuarto triunfo del año
Nico Rosberg, feliz tras su cuarto triunfo del año

La victoria del todo punto incontestable del alemán Rosberg y su Mercedes no tuvo ninguna historia. El piloto germano supo sacar partido no sólo de la manifiesta superioridad mecánica de su AMG W05 sino también del accidente sufrido en la jornada de calificación por su compañero y máximo rival, Lewis Hamilton. Este accidente, que le dejaba fuera de combate en la Q1, se vio agravado por el hecho que su maltrecho monoplaza tuvo que cambiar la caja de cambios. Ello le relegó a la 20ª posición en la parrilla de salida, con lo que la victoria de Rosberg, a poco que la mecánica le respetase, estaba cantada.

Por tanto, el cuarto triunfo del año para Rosberg vino rodado. En una carrera de lo más limpia y tranquila para él, no tuvo absolutamente ningún problema para imponerse con una distancia sideral sobre Valteri Bottas y el propio Lewis Hamilton, que protagonizó, a mi juicio, la mejor carrera de su vida y una de las remontadas más bestiales de la historia de la Förmula 1.

El finlandés de Williams ha vuelto a demostrar que su idilio con el pódium iniciado en Austria no es flor de un día y que, a diferencia de su compañero Felipe Massa, ha entendido perfectamente  el comportamiento espectacular de su monoplaza y que, junto a una inteligente estrategia de dos paradas, frente a las tres de la mayoría, supo dar con la tecla. Incluso puede decir con orgullo que fue el único piloto en pista capaz de resistir el tsunami en el que se había convertido Lewis Hamilton en pista.

La carrera estuvo muy animada en todos los frentes ya que para todos hubo batalla y de la dura. Se peleó cada puesto con una fiereza absolutamente inusitada hasta la fecha y se sudó prácticamente cada punto en litigio.

Asimismo, pudimos asistir a varios duelos espectaculares como los sostenidos entre Fernando Alonso y Daniel Ricciardo, en el que el australiano vendió muy cara su derrota , con un par de vueltas memorables con continuos adelantamientos entre ambos . O entre el propio piloto asturiano y Sebastian Vettel, en el que el alemán dio muestras de su enorme calidad con un adelantamiento por el exterior que heló el aliento a más de uno en el box de Red Bull.

Por su parte, Fernando Alonso no pudo pasar del quinto puesto y gracias, ya que llegó con el aliento de Ricciardo en el cogote y a punto estuvo de perder su posición en la misma línea de meta. Se le vio sin ritmo y, lo que es peor, sin demasiadas ganas aunque su pundonor y su tremenda calidad están fuera de toda duda.

Lo mejor y lo peor del día

La carrera de hoy nos ha dejado varios e interesantes momentos y protagonistas. Ahora bien, el primero y más destacado de todos es Lewis Hamilton. En la que ha sido quizás la mejor carrera de su vida, con una de las más importantes remontadas de la historia de este deporte, el británico puso la sal y la pimienta y un coraje fuera de lo común para poner el monoplaza desde la 20ª posición a la tercera. Un adelantamiento doble sencillamente impresionante.

Lewis Hamilton, protagonista de la remontada del año
Lewis Hamilton, protagonista de la remontada del año

Además, la carrera nos ha dejado dos duelos memorables, con Fernando Alonso como protagonista en ambos. Uno contra Daniel Ricciardo en el que el asturiano tuvo que sudar tinta durante varias vueltas hasta doblarle el brazo al australiano. En el segundo, contra Sebastian Vettel no tuvo tanta fortuna.

Aunque el piloto de Ferrari lo intentó y llegó a contar con la colaboración de su compañero Raikkönen en un momento puntual, el alemán se sacó de la chistera un adelantamiento colosal, adelantando por el exterior al finlandés y dejando al español fuera de combate.

Precisamente si algo es destacable es el pundonor del asturiano, uno de sus principales valores. Sin embargo, parece que el ánimo del asturiano va decreciendo en la misma medida que han ido fracasando todas y cada una de las presuntas mejoras sobre el Ferrari F14 T. La salida de Alonso de Maranello, que hasta hace nada era impensable, ahora va cobrando cuerpo y no es nada descabellado imaginarse al piloto asturiano con otros colores.

Para acabar con la sección, se vuelve a colar en esta sección Valteri Bottas. El finlandés ha realizado una carrera muy inteligente, en la que ha sabido aprovecharse de la gran ventaja que le supuso salir en segundo lugar y de la velocidad de su Williams y, pese a que llegó a sentir el aliento de Lewis Hamilton, supo sobreponerse y acabó llevándose la segunda plaza.

Lo peor del día, al igual que en Silverstone, fue para Felipe Massa. El brasileño apenas sí pudo rodar unos centenares de metros hasta que, llegada la primera curva trató de defenderse del ataque de Kevin Magnussen pero ni uno ni otro cedieron y entonces el accidente fue inevitable, llevándose el piloto de Williams la peor parte. De hecho, Massa acabó volcando en un espectacular vuelta de campana mientras que el danés, sorprendentemente, pudo reemprender la marcha sin demasiados daños.

Tampoco fue el día de Kimi Raikkönen. El finlandés volvió a mostrarse gris, abúlico y sin ritmo y, aunque es cierto que tuvo mala suerte ya que se llevó un par de toques que le dañaron el alerón delantero, se contagió de esa mala suerte y volvió a bajar los brazos demasiado pronto.

Sergio Pérez hoy no brilló a la altura esperada
Sergio Pérez hoy no brilló a la altura esperada

Por último, sorprendió el escaso ritmo de los dos Force India. En un circuito en teoría apropiado para ellos, ni Nico Hulkenberg ni Sergio Pérez dieron la talla. Sólo el alemán presentó algo de batalla pero se le vio sin ritmo y no estuvo tan combativo como en otras ocasiones. Y de hecho al mexicano prácticamente ni se le vio. Sólo la desidia de Raikkönen le dio acceso al último punto en liza.

Clasificación de la carrera y del Mundial

Después de 67 apasionantes vueltas, la carrera finalizó de la siguiente forma:

1º) Nico Rosberg (Mercedes AMG), en 1h33’492»

2º) Valteri Bottas (Williams Mercedes), a 20,7»

3º) Lewis Hamilton (Mercedes AMG), a 22,5»

4º) Sebastian Vettel (Infiniti Red Bull), a 44»

5º) Fernando Alonso (Ferrari), a 52,4»

6º) Daniel Ricciardo (Infiniti Red Bull), a 52,5»

7º) Nico Hulkenberg (Force India Mercedes), a 1’04»

8º) Jenson Button (McLaren Mercedes), a 1’24»

9º) Kevin Magnussen (McLaren Mercedes), a 1 vuelta.

10º) Sergio Pérez (Force India Mercedes), a 1 vuelta.

Nico Rosberg celebrando la victoria con su equipo
Nico Rosberg celebrando la victoria con su equipo

El Mundial de Pilotos vuelve a recibir un pequeño empujón del lado de Nico Rosberg, que con esta nueva victoria, unido al pequeño «pinchazo» de su compañero Lewis Hamilton, aumenta ligeramente su ventaja.

Ahora Nico Rosberg cuenta con 190 puntos, 14 de ventaja sobre Hamilton. El tercero es Daniel Ricciardo, con 106 puntos, con Fernando Alonso en cuarto lugar con 97. Pero ojo a Valteri Bottas, que con 91 puntos se sitúa ya quinto y amenaza seriamente al asturiano y va como un cohete en pos del joven piloto de Red Bull.

En el Mundial de Constructores, nada nuevo bajo el sol. Mercedes sigue aplastando a sus rivales. En estos momentos ya doblan a sus rivales directos en la clasificación, Red Bull, con 366 puntos de los alemanes por 188 de los austríacos, que se asientan como los primeros de entre los «terrícolas». La lucha por la tercera plaza, cuenta con un nuevo actor en liza como es Williams, que con 121 puntos superan ahora en cinco a Ferrari, que sigue en caída libre.

GP de Gran Bretaña: Golpe de martillo de Hamilton al Mundial en una vibrante carrera


Que este GP de Gran Bretaña iba a ser atípico y extraño entraba dentro de lo previsible, especialmente si los cielos se abrían como lo hicieron en la mañana del sábado. Pero que sin lluvia iba a tener un desenlace tan emocionante como el vivido hoy no entraba ni la más optimista de las previsiones.

Hamilton, Bottas y Ricciardo, pódium en Silverstone
Hamilton, Bottas y Ricciardo, pódium en Silverstone

Es cierto que, a poco que saliesen las cosas como debían, el vencedor saldría de la dupla de Mercedes, bien Nico Rosberg (brillante poleman ayer bajo la lluvia) o bien Lewis Hamilton, hambriento de triunfos especialmente en su casa. Pero la lucha vivida por detrás, además de inesperada ha sido ciertamente vibrante.

En una accidentadísima carrera, que obligó a suspender la salida, el piloto británico ha sacado a pasear el mazo y ha dado un espectacular golpe de autoridad al campeonato. Aprovechando el abandono de su compañero, Lewis Hamilton ha sido profeta en su tierra, llevándose de calle una carrera en la que tuvo todo en contra, prácticamente desde el sábado.

En segundo lugar, de nuevo un sorprendente Valteri Bottas, que sigue en estado de gracia y aprovechando el excelente momento de Williams. Los de Sir Frank han dado con la tecla y, sobre todo, han sabido exprimir a fondo la capacidad del motor Mercedes y han logrado un coche tan rápido como fiable.

Esto ha permitido al finlandés volver al pódium tras su brillante actuación en Austria y hoy ha dado un recital, protagonizando junto a Alonso, la gran remontada del día. No olvidemos que Bottas salía hoy 14º y, en una carrera memorable, ha logrado la gran machada de subir al pódium en el segundo lugar del cajón.

El tercero ha sido la gran revelación de este año que no es otro que Daniel Ricciardo. El australiano ha conseguido sacar leche de una alcuza y, gracias a una valiente -y arriesgada- estrategia de una sola parada, ha aprovechado el potencial de su Red Bull para atesorar la suficiente distancia con respecto a sus rivales y poder afrontar la recta final resistiendo con unas ruedas absolutamente exhaustas.

Sin embargo, el duelo entre Sebastian Vettel y Fernando Alonso vivido en el tercio final de carrera pasará a la historia como uno de los mejores de los últimos tiempos. Ambos pilotos sostuvieron una dura pugna por la quinta plaza, rayana en la ilegalidad, en la que se jugaron algo más que dos puntos. Finalmente, el alemán se llevó el gato al agua después de que ambos llegasen a circular en paralelo durante un buen tramo y se adelantasen mutuamente en varias ocasiones, demostrando por qué ambos son, de largo, los mejores pilotos del mundo hoy día.

La nota negativa de la carrera ha sido el tremendo accidente de Kimi Raikkönen, quizás el más grave de su carrera en la Fórmula 1, que bien pudo acabar en tragedia.

El finlandés se salió de pista, impactando violentamente contra las protecciones. En ese momento, una de las ruedas salió despedida como un cohete, pasando muy cerca del  Marussia de Max Chilton, al que golpeó de refilón y del Caterham de Kobayashi, que se fue también fuera de la pista.

Imagen de la rueda del Ferrari a punto de golpear a Max Chilton
Imagen de la rueda del Ferrari a punto de golpear a Max Chilton

De haber pasado el británico apenas unas décimas más tarde, la rueda habría impactado de lleno contra su coche y probablemente el desenlace hubiese sido otro bien distinto.

Con la carrera suspendida de inmediato, Raikkönen abandonó cojeando los restos de su monoplaza y, apoyado en el médico, fue evacuado al centro hospitalario del circuito. Allí fue atendido de diversas magulladuras en las piernas que, aparentemente, no revisten gravedad aunque se llegó a rumorear que el finlandés podría haberse fracturado el pie. Sin embargo, y como medida de precaución, el finlandés no será de la partida en los tests que se llevarán a cabo esta misma semana en el trazado británico.

Análisis de la carrera

La carrera arrancó bastante nerviosa y con sorpresas. Mientras que Nico Rosberg salió de manera impecable, defendiendo con solvencia la pole, tanto Sebastian Vettel como Nico Hulkenberg fallaban estrepitosamente. Esto fue aprovechado por los dos McLaren, que de la mano de Button y Magnussen pasaban a ocupar la segunda y la tercera plazas.

Más atrás, Lewis Hamilton se lanzó como un poseso a por su compañero y, después de una gran salida, logró auparse hasta el cuarto puesto. Sin embargo, por detrás los nervios dejaron varios incidentes de distinta consideración. El más perjudicado fue «Checo» Pérez. El mexicano sufrió la acometida de Jean-Eric Vergne y ambos se fueron a la hierba, aunque afortunadamente sin consecuencias ni para ellos ni para sus monoplazas.

Nico Rosberg, liderando la carrera tras la salida
Nico Rosberg, liderando la carrera tras la salida

Lo peor vino unos instantes después y tuvo a Kimi Raikkönen como desgraciado protagonista. El finlandés salió de la curva muy pasado e hizo un recto. Al volver a pista, el piloto de Ferrari pisó un piano que estaba excesivamente alto y el monoplaza botó exageradamente, perdiendo de inmediato el control e impactando de forma brutal contra las vallas a una fuerza de 47 G.

El monoplaza, totalmente destrozado volvió a pista, quedando atravesado. Los coches que le seguían pudieron evitar más o menos el desastre  salvo Max Chilton y Kamui Kobayashi, que tuvieron que salirse por el exterior de la pista, así como Felipe Massa, que venía desde atrás.

El joven piloto británico se salvó de la quema por escasas décimas y, aunque su Marussia quedó algo dañado, de haber impactado contra él la rueda que se soltó del Ferrari de Raikkönen, hoy estaríamos de luto sin el más mínimo género de dudas.

Sigue leyendo «GP de Gran Bretaña: Golpe de martillo de Hamilton al Mundial en una vibrante carrera»

GP de Austria: Gran victoria de Nico Rosberg y debacle de Red Bull


La vuelta del Gran Circo a Austria, donde no se disputaba ninguna carrera desde el año 2003, ha resultado mucho más aburrida de lo que cabía esperar, habida cuenta la victoria de Daniel Ricciardo en Canadá y la inesperada pole de Felipe Massa y Williams para la carrera austríaca.

El pódium de Austria, de nuevo copado por los Mercedes
El pódium de Austria, de nuevo copado por los Mercedes

Se llegaba a esta carrera con la sensación unánime de que la tiranía de Mercedes había acabado y que, por fin, los otros grandes aspirantes al cetro como Red Bull, Williams y hasta incluso Force India, se habían acercado sobremanera al ritmo que hasta hace 15 días había convertido en imbatibles a las flechas plateadas alemanas.

Sin embargo, el GP de Austria nos ha devuelto a la cruda realidad y, pese a lo vivido en el Circuito Gilles Villeneueve en Montreal, Mercedes ha recuperado en tiempo récord el mando del campeonato y, en casa de Red Bull -el flamante y rapidísimo trazado del Red Bull Ring- se ha despachado su sexto doblete de la temporada en apenas ocho carreras.

En la particular y fratricida batalla dentro del equipo alemán por ver quién se lleva el gato al agua, de momento, el mejor colocado sigue siendo Nico Rosberg. El rubio piloto alemán se ha sacudido los complejos y, con un pilotaje prácticamente perfecto, ha superado nuevamente a su compañero Lewis Hamilton, que sólo ha podido ser segundo.

Lo peor para el británico, la sensación de impotencia que ha vivido hoy, cuando no ha podido ni por un momento mojarle la oreja al piloto teutón, que ha dado hoy un importante golpe en la mesa para hacer valer su condición de líder, cada vez más indiscutible, dentro de Mercedes.

En tercer lugar ha finalizado Valteri Bottas, que ha logrado así el primer podium de su vida en la Fórmula 1, tras una inteligentísima carrera y en un circuito, cuya velocidad le ha venido al Williams como anillo al dedo. El finlandés ha superado a su compañero y sorprendente poleman, Felipe Massa, que una vez más ha vuelto a fracasar, quedando fuera del cajón.

Momento de la salida, con Felipe Massa liderando la prueba
Momento de la salida, con Felipe Massa liderando la prueba

Quienes han decepcionado y de forma espectacular han sido todos los miembros de la llamada «familia Red Bull». La multinacional austríaca llegaba a «su» Gran Premio con las máximas expectativas, en especial Red Bull, eufóricos tras el triunfo de Daniel Ricciardo en Montreal.

Sin embargo, en un circuito que además sólo sus cuatro pilotos conocían de primera mano, el naufragio tanto de Red Bull como de su equipo «satélite» Toro Rosso ha sido brutal ya que sólo el australiano logró cruzar finalmente la línea de meta y lo hizo además en una discretísima octava plaza, a casi un minuto de los puestos de cabeza.

Una debacle comparable a la que ha vivido Ferrari, que sigue sumido en el marasmo más absoluto y del que sólo un espectacular Fernando Alonso ha logrado salvar del ridículo.

Con un ritmo endiabladamente rápido, rodando casi en el mismo tiempo que la cabeza de carrera durante gran parte de la misma, el asturiano logró situarse en quinta plaza pero su compañero Kimi Raikkönen. El finlandés continuó con su ritmo abúlico y apagado durante toda la carrera, bastante tuvo con acabar 10º  a medio minuto de su compañero, arañando al menos un punto para la lucha del Mundial de Constructores.

Lo mejor y lo peor del día

Lo mejor, sin duda, la inteligente carrera de Nico Rosberg, que sigue empeñado en demostrar al mundo que él es algo más que «el compañero de Hamilton». Hoy le ha superado en prácticamente todos los terrenos. Tanto en la jornada de calificación, donde finalizó tercero tras los dos sorprendentes Williams de Massa y Bottas, como en carrera y se afianza en la lucha por el Mundial de Pilotos, cobrando una sustanciosa ventaja sobre su compañero.

De nuevo, los Mercedes han vuelto a dominar
De nuevo, los Mercedes han vuelto a dominar

Por su parte, Lewis Hamilton ha protagonizado una magnífica salida. Quizás, junto a la de Kimi Raikkönen en Montreal, ha realizado la mejor arrancada de la temporada. Ha ido superando rivales pero, acuciado por el riesgo de una nueva rotura, tuvo que entregar la cuchara ante Rosberg, quizás demasiado tiempo, teniendo que contentarse con el segundo lugar.

También hay que reseñar, como dije al principio, el carrerón de Fernando Alonso. En su día quizás menos espectacular y menos vistoso de cara a la galería, el asturiano fue un martillo pilón en la tabla de tiempos, merced a un ritmo de carrera excelente y una buena estrategia en Ferrari, que le permitió llevar al extremo  a su F14 T y situarlo en la quinta plaza. El lugar más alto posible para un coche que pide a gritos una renovación a fondo.

Por último, merece la pena hablar de la excelente carrera del mexicano Sergio Pérez. El azteca, que tuvo que salir con el lastre de la sanción tras el incidente con Massa en Canadá, lo intentó todo. Incluso una suicida estrategia de ir a una parada que no pudo llevar a cabo, pero estuvo rápido y fue una auténtica cruz para Felipe Massa,al que tuvo a raya durante gran parte del último tercio de carrera. Finalmente, tuvo que retornar a boxes lo que le impidió luchar con Alonso y Massa pero alcanzó una meritoria sexta posición y demostrando que, pese a todo, es un valor en alza.

Gran carrera de los Force India, sobre todo de Pérez
Gran carrera de los Force India, sobre todo de Pérez

En el capítulo de desgracias hoy el cupo se lo lleva Red Bull prácticamente en bloque. Por un lado, el tetracampeón del mundo, Sebastian Vettel sigue con su particular via crucis en forma de averías mecánicas. Con apenas una vuelta disputada, el Red Bull RB10 del alemán se quedaba sin fuerza y era rebasado por todo el mundo. Curiosamente, cuando iba camino del box y era incluso doblado por sus rivales, el monoplaza comenzó a andar.

Vettel, en un arranque de pundonor y, con la intención de aportar al menos algún punto para el equipo decidió reemprender la marcha, a sabiendas que estaba todo perdido. Sin embargo, en un día aciago para él, tuvo que visitar boxes por un toque absurdo con Esteban Gutiérrez, que le hizo perder parte de su alerón delantero para acabar abandonando en la vuelta 37.

Tampoco fue un buen día para Daniel Ricciardo. El joven piloto australiano, que venía de maravillar en Montreal, realizó una muy mediocre salida que le hizo caer hasta el noveno puesto, encajonado en el pelotón intermedio. Esto provocó que enseguida se le marchasen los de delante y sólo pudiera pelear por entrar en los puntos. Sólo una genialidad en la última vuelta, adelantando casi sobre la bandera a cuadros a Nico Hulkenberg le permitió maquillar un poco el resultado y firmar un más que decepcionante octavo puesto.

Sebastian Vettel en el instante de su abandono
Sebastian Vettel en el instante de su abandono

Peor le fueron las cosas a Toro Rosso. El equipo de Faenza partía con la cara y la cruz de la calificación del sábado con la séptima plaza de Daniil Kvyat y el 14º puesto de Jean-Eric Vergne. Sin embargo, ni uno ni otro estuvieron a la altura. El ruso perdía todas las opciones a pelear por un buen puesto en carrera tras una pésima salida y el francés no pudo salir del agujero en el que cayó prácticamente desde la primera sesión de libres del viernes. Para colmo de males, un reventón en la rueda trasera derecha del monoplaza de Kvyat provocó el abandono del ruso en la vuelta 24  y un fallo en los frenos mandaba al francés a boxes antes de tiempo en la vuelta 59.

Y qué decir de Felipe Massa. Ya no tiene excusas para justificar su enésimo fracaso, máxime cuando había logrado la pole el día de antes y, junto a su compañero Bottas, gozaba del monoplaza más rápido en carrera con diferencia. Salió francamente bien pero un error grave de estrategia dilapidó su buen inicio. Su último tercio de carrera fue un auténtico calvario, detrás del Force India de Sergio Pérez.

El brasileño no sólo no pudo con el mexicano sino que, acabó por tener pegado a su cola al Ferrari de Fernando Alonso. Su falta de arrojo en momentos clave, como en Canadá -hasta su accidente- le costó que los tres de delante se le escapasen y perdiese todas las opciones de luchar por el pódium y, quién sabe, si de algo más.

Por último, quien sigue sin levantar cabeza es Kimi Raikkönen. Sin ritmo, sin ganas y cada vez más parecido al Kimi Raikkönen de 2009, hoy tampoco se ha vuelto a sentir cómodo con su monoplaza y acabó nuevamente humillado por su compañero.

Clasificación de carrera y del Mundial

El retorno de la Fórmula 1 a Austria acabó de la siguiente forma:

1º) Nico Rosberg (Mercedes AMG), en 1h 27′ 55»

2º) Lewis Hamilton (Mercedes AMG), a 1,9»

3º) Valteri Bottas (Williams Mercedes), a 8,1»

4º) Felipe Massa (Williams Mercedes), a 17,3»

5º) Fernando Alonso (Ferrari), a 18,5»

6º) Sergio Pérez (Force India Mercedes), a 28,5»

7º) Kevin Magnussen (McLaren Mercedes), a 32»

8º) Daniel Ricciardo (Infiniti Red Bull), a 43,5»

9º) Nico Hulkenberg (Force India Mercedes), a 44,1»

10º) Kimi Raikkönen (Ferrari), a 47,5»

Nico Rosberg, festejando su tercera victoria de la temporada
Nico Rosberg, festejando su tercera victoria de la temporada

En lo relativo a la clasificación del Mundial de Pilotos, el alemán Nico Rosberg se asienta en el liderato, con 165 puntos, dejando a su compañero Lewis Hamilton a 29 puntos de distancia. Como es lógico, la diferencia con respecto al tercero en discoria, que es Daniel Ricciardo es abismal ya que el australiano cuenta con 83 puntos, casi la mitad que Rosberg.

Por detrás, la batalla por esa tercera plaza se aprieta y, tras Ricciardo se sitúan Fernando Alonso, con 79 puntos y un poco más atrás Sebastian Vettel, que con este nuevo «cero», queda ya a 19 puntos del asturiano.

En la batalla por el Mundial de Constructores sólo queda saber si Mercedes se proclamará campeón del mundo matemáticamente antes de Monza o no. De momento domina el campeonato con puño de hierro, encabezando la clasificación con unos insultantes 301 puntos, dejando la emoción para el resto. En segundo lugar se encuentra Red Bull, con 143 puntos mientras que Ferrari continúa en tercer lugar con 98 puntos, únicamente sostenidos por el trabajo de Fernando Alonso. Por su parte, Force India sigue con pie firme en la lucha y es cuarto con 87 puntos, a tan solo 11 de La Scuderia.

 

Sergio Pérez sorprende en el inicio de la última tanda de entrenamientos de pretemporada


Sin salir de Bahrein, los equipos han iniciado hoy el que será el último de los tests invernales, apenas dos semanas antes de que se dé el pistoletazo de salida a la temporada. Y lo ha hecho de forma sorprendente, aunque demostrando que los motores Mercedes siguen en plena forma y aspirando a todo.

Sergio Pérez marcó el mejor tiempo hoy en Bahrein
Sergio Pérez marcó el mejor tiempo hoy en Bahrein

En concreto, el más rápido del día de hoy ha sido el mexicano Sergio Pérez, a los mandos del Force India VJM07. Aunque su crono final ha estado lejos del marcado por Nico Rosberg la semana pasada, también en Sakhir, el piloto azteca se ha dado un soberano atracón de kilómetros en los que ha tenido tiempo para sacar múltiples e interesantes conclusiones sobre el monoplaza.

Pérez se ha dedicado toda la mañana a  probar distintos tipos de neumáticos y configuraciones diferentes en su bólido y, dado que no ha habido ningún problema técnico, la sesión vespertina se ha centrado en la realización de tandas largas que, si todo va bien y las pruebas siguen su curso, podrían acabar incluso mañana con alguna simulación de carrera.

En segundo lugar ha estado otro monoplaza con motor Mercedes, en este caso el Williams FW36, hoy en manos del finlandés Valteri Bottas. De nuevo, el Williams sigue dando muestras de su resistencia y fiabilidad, al batir de largo el récord de este invierno en cuanto a vueltas, nada menos que 128.

En el tiempo que estuvo en pista, Bottas estuvo centrado, en primer lugar, en el desarrollo de la aerodinámica del Williams para pasar a la realización de numerosas pruebas con los distintos compuestos de Pirelli. Las cosas les fueron tan sumamente bien que desde el box del equipo británico se animaron a simular por vez primera una carrera, en la que pusieron a prueba distintas configuraciones del monoplaza.

Valteri Bottas ha vuelto a demostrar la enorme fiabilidad de su Williams
Valteri Bottas ha vuelto a demostrar la enorme fiabilidad de su Williams

El tercero más rápido hoy ha sido Kimi Raikkönen. El finlandés no ha estado demasiado tiempo en pista, sobre todo por la mañana, debido a una serie de problemas técnicos que sólo le permitieron rodar 15 vueltas. Sin embargo, una vez solucionados, el Ferrari F14 T inició la sesión vespertina con fuerza y se comportó de manera excepcional, completando una serie de pruebas de puesta a punto así como una serie de tandas cortas, antes de que el monoplaza italiano se parase de nuevo un poco antes de la bandera a cuadros.

Se esperaba mucho más de Nico Rosberg, que asombró a todos hace apenas unos días con un crono excepcional que, sin embargo, no ha sido capaz de revalidar en los entrenamientos de hoy, pese a que ha estado bastante tiempo en pista, en concreto 89 vueltas. Su tiempo, a casi más de dos segundos de Sergio Pérez y tres de su propio tiempo, realizado el pasado domingo en el mismo escenario, está en cierto modo justificado.

Hoy no ha sido un día para correr ya que en Mercedes han preferido centrarse en otros menesteres. Por la mañana, han estado probando distintas configuraciones del monoplaza y evaluando una serie de piezas nuevas. Por la tarde han llevado a cabo una simulación de distintos procedimientos de carrera, incluyendo prácticas de paradas en boxes hasta que un problema mecánico les ha obligado a marcharse al box una hora antes de la finalización de la jornada.

Espectacular bloqueo de ruedas de Adrian Sutil en su Sauber
Espectacular bloqueo de ruedas de Adrian Sutil en su Sauber

Tampoco ha brillado especialmente el McLaren MP4-29, hoy con el joven Kevin Magnussen a los mandos. El monoplaza plateado ha finalizado sexto, con un tiempo muy mediocre, a una décima del Sauber de Adrian Sutil. El danés, que sigue sumando kilómetros a bordo del McLaren, ha dedicado su trabajo matutino a la realización de tandas cortas y a la realización de una simulación de carrera por la tarde.

Por su parte, siguen los problemas en las escuderías con motor Renault, que continúa sin dar con la tecla que les devuelva a la senda de la fiabilidad, como paso previo para ser mínimamente competitivos.  De nuevo, hemos podido asistir a una diferencia abismal entre el rendimiento de los motores Mercedes y los Renault.

De hecho, el monoplaza que más tiempo ha estado en pista ha sido el Toro Rosso STR8 de Daniil Kyvat, con 56 vueltas, pero con un tiempo desastroso, superado incluso por el Marussia de Max Chilton que hoy, por fin, ha podido rodar algo más que las vueltas de calentamiento.

Por su parte, Daniel Ricciardo apenas ha podido dar 39 vueltas al trazado de Sakhir con su Red Bull RB10, aunque visto lo visto la semana pasada, casi que los chicos de Newey se pueden dar por satisfecho con el trabajo realizado.

Día agridulce para Daniel Ricciardo y su Red Bull RB10
Día agridulce para Daniel Ricciardo y su Red Bull RB10

Se las prometían muy felices en el box del equipo austríaco cuando Ricciardo logró firmar 32 vueltas sin aparentes problemas a lo largo de la mañana. Sin embargo, un nuevo sobrecalentamiento del motor de su RB10 devolvió al monoplaza a boxes, donde se pasó casi toda la tarde en manos de ingenieros y mecánicos para tratar de solventar el problema. Finalmente, a última hora logró reingresar en pista, para acabar dando siete vueltas más aunque sin poder sacar demasiado en claro.

En Lotus siguen estancados y, lo que es peor, sin visos de solucionar sus problemas a corto plazo. Hoy ha vuelto a ser una jornada difícil para el equipo de Enstone puesto que el venezolano Pastor Maldonado apenas ha tenido tiempo de probar las mejoras que tenían previsto implementar hoy en el E22. Un problema grave con el escape dejó fuera de combate al piloto caribeño, que tuvo que volver al box cuando tan sólo había logrado dar 31 vueltas.

El farolillo rojo ha sido esta vez para Caterham, hoy en las manos de Kamui Kobayashi. El CT-05 sufrió un problema eléctrico durante la mañana que se complicó después con un problema con el software del ERS del motor Renault y, de nuevo, a boxes sin tiempo más que para dar unas pocas vueltas.

En la jornada de mañana repetirán sólo Daniel Ricciardo, Pastor Maldonado y Sergio Pérez. Los demás equipos cambiarán de piloto, lo que nos permitirá ver entre otros a Fernando Alonso, Felipe Massa, Jenson Button o Lewis Hamilton.

De nuevo un mal día para Lotus hoy en Sakhir
De nuevo un mal día para Lotus hoy en Sakhir

Los tiempos del primer día del último test invernal en Bahrein han quedado de la siguiente forma:

1º) Sergio Pérez (Force India Mercedes),  1’35»290, en 105 vueltas

2º) Valtteri Bottas (Williams Mercedes), 1’36»184, en 128 vueltas

3º) Kimi Raikkönen (Ferrari), 1’36»432, en 54 vueltas

4º) Nico Rosberg (Mercedes AMG), 1’36»624, en 89 vueltas

5º) Adrian Sutil (Sauber Ferrari), 1’37»700, en 89 vueltas

6º) Kevin Magnussen (McLaren Mercedes), 1’37»825, en 109 vueltas

7º) Daniel Ricciardo (Infiniti Red Bull), 1’37»908, en 39 vueltas

8º) Max Chilton (Marussia Ferrari), 1’38»610, en 44 vueltas

9º) Daniil Kvyat (Toro Rosso Renault), 1’39»242, en 56 vueltas

10º) Pastor Maldonado (Lotus Renault), 1’40.599, en 31 vueltas

11º) Kamui Kobayashi (Caterham Renault),1′ 42»285, en 19 vueltas